Foto: Twitter
De acuerdo al diario El País, ese gasto se realizó por medio de la partida secreta, por lo que no se hicieron públicas las licitaciones

De acuerdo a un reportaje publicado por el diario El País, la actual Fiscalía General de la República (FGR), a cargo de Alejandro Gertz Manero, ha utilizado sistemas de espionaje y localización por al menos 5.6 millones de dólares, y que fueron adquiridos con la "partida secreta".

El diario español expone que los equipos y servicios fueron comprados entre 2019 y 2020 a la empresa Neolinx de México, intermediaria de Hacking Team, la compañía italiana a la que el Gobierno de Peña Nieto también compró software de espionaje. 

De acuerdo a El País, ese gasto se realizó por medio de la "partida secreta", por lo que no se hicieron públicas las licitaciones.

Parte de los servicios ofrecidos son localización geográfica en tiempo real para equipos de comunicación móvil asociados a una línea telefónica, consistente en instalación puesta a punto, configuración y liberación de 135 mil búsquedas, sin que exista un límite de búsquedas diarias, de igual forma, proporciona "información amplia, diversa y en profundidad sobre usuarios globales de internet, obtener información sobre un punto de interés en particular o la recolección masiva de información de todos los usuarios de internet en el país", afirma El País.

De acuerdo a el diario español, la Auditoría Superior de la Federación señaló que en el contrato de servicios de geolocalización "los funcionarios de la FGR no verificaron la documentación con la que se acreditaba que el prestador del servicio (Neolinx) contaba con la capacidad técnica, el personal calificado y certificado por el fabricante del sistema para prestar los servicios, y tampoco se asegurara de que dicho personal guardara la confidencialidad absoluta respecto del servicio".

Finalmente, El País da a conocer que buscó a Gertz Manero para conocer su postura, pero no ha recibido respuesta.

Puedes leer la nota original aquí