Señalan la baja efectividad del preparado ante la cepa originaria del país. AP
“La vacuna de AstraZeneca parecía efectiva contra la cepa original, pero no contra la variante”, aseguró Zweli Mkhize, ministro de salud de Sudáfrica

JOHANNESBURGO, SAF.- Sudáfrica suspendió sus planes de inocular a su personal médico de primera línea con la vacuna de Oxford-AstraZeneca después de que un pequeño estudio dejara entrever que es ineficaz para impedir la enfermedad leve o moderada de la variante que predomina en el país.

Sudáfrica recibió la semana pasada su primer millón de dosis de la vacuna de AstraZeneca y tenía previsto comenzar a aplicarlas a su personal sanitario a mediados de febrero. Los decepcionantes resultados iniciales indican que una campaña de inoculación con la vacuna de esta farmacéutica podría no ser útil.

La información preliminar de un pequeño estudio dejó entrever que la vacuna de AstraZeneca provee sólo “protección mínima frente a una enfermedad leve o moderada” causada por la variante en Sudáfrica. Ésta parece ser más infecciosa y está generando un rebrote letal de COVID-19 en el país, donde actualmente representa más del 90 por ciento de los casos, dijo el ministro de salud, Zweli Mkhize.

“Hemos decidido suspender de manera temporal la aplicación de las vacunas... es necesario hacer más trabajo”, agregó el ministro de salud.