Foto: Archivo
Los visitantes, de hecho, controlaron las acciones en la primera mitad, aunque sin poder trasladar esa supremacía al marcador.

HOUSTON.- El Galaxy hizo su negocio al vencer 1-0 a domicilio al Houston Dynamo con gol afortunado de Alan Gordon, pero de nada sirvió para evitar los partidos de eliminación directa de los playoffs.

Esto debido al triunfo a la misma hora del FC Dallas, que dio vuelta un marcador adverso para vencer 2-1 a Seattle Sounders.

No obstante, el Galaxy salió a buscar el resultado ante un rival que estaba fuera de la postemproada.

Los visitantes, de hecho, controlaron las acciones en la primera mitad, aunque sin poder trasladar esa supremacía al marcador.

Además de la falta de puntería de los angelinos, el arquero local Joe Willis se lució al filo del descanso con un par de atajadones consecutivos para ahogar el grito de  Boateng.

Al final el gol llegaría de la forma más inusual para el Galaxy. Y fue el mejor regalo de cumpleaños posible para Gordon, quien a los 72’ celebró sus 35 años de vida empujando un mal despeje defensivo de David Horst al fondo de la red para subir el 1-0 al marcador.

Ese solitario tanto le bastaría al Galaxy para quedarse con tres puntos casi anecdóticos.