Tomada de internet
En el 2014, Guillermo Ochoa era el santo de la devoción de todos los mexicanos, pero poco a poco su figura ha caído hasta ser trolleado por la afición

La vida del portero Guillermo Ochoa parecía un cuento de hadas, había salido del América para conquistar tierras europeas.

No era el mejor equipo (Ajaccio), pero era el líder indiscutible lo que le valió llegar como portero titular a Brasil 2014.

Ya en tierras cariocas, Ochoa fue nombrado uno de los mejores porteros del certamen y su fama subió como la espuma.

Los memes de super héroe estaban a la orden del día, era visto como un Santo y daba gran protección. 

Luego del mundial llegó al Málaga, ahí su carrera tomó una curva descendente que no ha parado.

Luego de su nula participación volvieron los memes, pero ahora para ridiculizarlo y tanto fue que la gente sigue molestándolo en redes sociales por sus malas actuaciones. 

El mexicano espera salir de la mala racha y volver a ser el portero que era en el 2014. 

Te mostramos el progreso de sus memes: