Miles de residentes fueron evacuados y varios servicios básicos se encuentran suspendidos. Se esperan inundaciones de diversa altura en una amplia área. Foto: EFE
El fenómeno, calificado como 'monstruoso' por las televisoras estadounidenses, ingresó a territorio texano minutos antes de las 21:00 horas locales (02:00 GMT del sábado) como un huracán de categoría 4; el presidente Donald Trump declaró estado de catástrofe, por lo que liberó los fondos federales para atender la emergencia

El poderoso huracán “Harvey” tocó tierra esta noche en Texas con vientos superiores a 215 kilómetros por hora, informó el Centro Nacional de Huracanes de Estados Unidos.

El fenómeno, calificado como "monstruoso" por las televisoras estadounidenses, ingresó a territorio texano minutos antes de las 21:00 horas locales (02:00 GMT del sábado) como un huracán de categoría 4.

Tal como indicaban los pronósticos, el "ojo" de “Harvey” tocó tierra al norte de la ciudad costera de Corpus Christie y se internó en las llanuras del sureste de Texas.

Autoridades del estado y del gobierno federal se mantienen en alerta máxima ante las fuertes lluvias y vientos del huracán, el primero en afectar a la zona desde 2008.

Miles de residentes fueron evacuados y varios servicios básicos se encuentran suspendidos. Se esperan inundaciones de diversa altura en una amplia área.

“Harvey” se fortaleció en las últimas 12 horas, al pasar de categoría 1 a categoría 4 durante su trayecto hacia Texas, lo que lo convirtió en un fenómeno amenazante y cuyas consecuencias podrían ser devastadoras, admitieron meteorólogos.

Hasta el momento no existen reportes de víctimas ni daños materiales, sin embargo, se espera que conforme avancen las horas se conozcan los primeros reportes de afectaciones.

“Harvey” se fortaleció en las últimas 12 horas, al pasar de categoría 1 a categoría 4 durante su trayecto hacia Texas. Foto AP