Foto: Especial
El hombre, de 27 años, se hizo pasar por otro y la chantajeó para que tuviera relaciones sexuales con él. La Fiscalía pide 11 años de cárcel

España.- Primero la engañó haciéndose pasar por otra persona y después, la chantajeó para violarla. Un joven de 27 años se enfrenta ahora a una petición de 11 años de cárcel por haber abusado sexualmente a otra joven en Palma, en Mallorca, España. Los hechos tuvieron lugar en 2014 y esta semana se va a celebrar el juicio que dirimirá su grado de responsabilidad en las acciones. 

El hombre se creó un perfil falso en una conocida red social de contactos y empezó a relacionarse con la joven, que por aquel entonces tenía 19 años y residía en la misma ciudad. Usó una fotografía falsa, que no era suya, para que la mujer pensara que se trataba de otra persona y ambos comenzaron a 'ligar'. 

Tras varias conversaciones y un intercambio de fotografías de carácter íntimo, el hombre decidió pasar a la acción y le propuso citarse en la casa de ella para tener relaciones sexuales. Pero, para que no se descubriera su tapadera, le propuso un juego de rol en el que ella debía esperarle con una venda en los ojos. 

Ella aceptó y, cuando él llegó a su casa, comenzó a manosearla y le introdujo un dedo en la vagina, según adelanta el diario Última Hora. Pero ella comenzó a sospechar y cuando se quitó la venda vio que el hombre con el que estaba no era el de las fotografías de la red social. 

Inmediatamente lo expulsó de su casa, pero él no se dio por vencido. En los siguientes días empezó a mandarle mensajes de WhatsApp para chantajearla. Decía que si no aceptaba tener relaciones sexuales con él, difundiría las imágenes de contenido íntimo que tenía de ella. 

Según cuenta la Fiscalía Española, ante el temor de que se compartieran esas imágenes, la joven tuvo que volver a quedar con él. En el encuentro, él la obligó a realizarle una felación y después la forzó para penetrarla vaginalmente. 

El agresor será juzgado esta semana en la Audiencia de Palma y está acusado de dos delitos, uno de abuso y otro de agresión. Por ellos, la Fiscalía pide 11 años de cárcel para el acusado.