En jaque el sistema sanitario del país, con dificultades para asumir el gran volumen de enfermos críticos por el coronavirus. Foto: AP
El país ibérico reportó 394 fallecidos en 24 horas por coronavirus, lo que supuso un aumento de casi 30% y elevó el balance a 1,720 víctimas desde el inicio del brote

MADRID, ESPAÑA.- España reportó 394 fallecidos en 24 horas por coronavirus, lo que supuso un aumento de casi 30% y elevó el balance a 1,720 víctimas desde el inicio del brote, según las cifras divulgadas este domingo por el ministerio de Sanidad.

Cuando comienza la segunda semana de confinamiento casi total para la población, el número de contagios detectados creció en 3,646 personas hasta superar los 28,500 infectados (+14,6%), la mitad de ellos en las regiones de Madrid y Cataluña.

Esta expansión pone en jaque el sistema sanitario del país, con dificultades para asumir el gran volumen de enfermos críticos por el coronavirus y para suministrar al personal médico el material de protección sanitario.

 

Según este último balance, 1,785 infectados, un 6% del total de casos conocidos, requirieron el ingreso en unidades de cuidados intensivos que en los últimos días deben escoger qué pacientes reciben este tipo de atención y cuáles no.

En las últimas 24 horas, 450 pacientes se recuperaron de la enfermedad y ya son 2,575 el total de curados en el país, el segundo más castigado de Europa por esta epidemia después de Italia.

El jefe del Ejecutivo, Pedro Sánchez, en la reunión por videoconferencia que mantiene con los presidentes autonómicos este domingo, les ha trasladado que su propósito es alargar la declaración de alarma otras dos semanas, hasta el 12 de abril,  Para ello el Gobierno requiere la autorización del Congreso de los Diputados.

(Con información de Excélsior y El Mundo)