Foto: Tomada de Internet
Hace siete años en Coahuila estaban registrados 679 mil 745 automóviles, sin embargo en un lustro esta cifra se incrementó en 50 mil 925 unidades

En el día mundial sin automóvil, que se conmemora el 22 de septiembre, el Instituto Nacional de Estadística y Geografía, Inegi, da a conocer que en el lapso que va del 2009 al 2014, el padrón vehicular en Coahuila se incrementó hasta en un 7.4 por ciento, sin embargo esta cifra está muy por debajo del incremento que se dio a nivel nacional, el cual llegó a los 23 puntos porcentuales.

Hace siete años en Coahuila estaban registrados 679 mil 745 automóviles, sin embargo en un lustro esta cifra se incrementó en 50 mil 925 unidades, y con la cifra a la que llegó se colocó en la posición número 18 entre las entidades con más vehículos en el país.

A nivel nacional en 2009 la estimación era de 30 millones 890 mil 136 vehículos, cinco años después, es decir, en 2014, se elevó a 38 millones 25 mil 389 unidades y durante ese año México tuvo una producción total de 3 millones 365 306 vehículos, lo cual representó 3.7% de la producción mundial.

“El modelo de movilidad urbana y sus características han generado que los índices de motorización y la demanda de movilidad en vehículos automotores (sean privados o públicos) aumenten continuamente”, señala textualmente el reporte del Inegi.

Foto: Tomada de Internet

En lo que respecta a las estadísticas de accidentes en vehículos automotores en zonas urbanas y suburbanas, según el Inegi, a pesar de que en 2014 Coahuila aportó el 1.9 por ciento de los vehículos del país, durante el 2013 registró el 2.7 por ciento de los percances de ese tipo.   
   
El Inegi señala que la mayor frecuencia de accidentes viales ocurre durante los fines de semana con el 45 por ciento, tan solo el sábado se registra el 16 por ciento, en contraste, de lunes a viernes la mayor incidencia, el 63 por ciento se da entre las 7:00 y las 18:59 horas.

Durante el 2013 en México se tuvo conocimiento de 10 mil 316 muertes a causa de accidentes de tránsito terrestre donde se vio involucrado algún vehículo de motor, lo que representa una tasa de 8.6 defunciones por cada 100 mil habitantes.