I. SIN CAMBIOS

La presidenta del Instituto Electoral de Coahuila, Gabriela de León, tuvo que salir ayer a calmar los ánimos ante la contingencia provocada por el coronavirus. En resumen, lo que dijo es que la fecha de la elección y las actividades previas, como la campaña, sigue en pie. Lo que sí se cancela, por lo pronto y solamente, son los actos masivos, entre éstos están los eventos de difusión de la elección el próximo 7 de junio. Sin embargo, dice Gabriela, que van a seguir duro y dale en redes sociales y en todos los medios de comunicación, para que la gente esté cierta de que todo sigue normal.

II. SIENTEN EFECTOS

Los que sí sienten los efectos adversos son los escasos aspirantes a una candidatura independiente. Además de que la gente ni siquiera les abre la puerta, tendrán muy poco dinero para hacer campaña, y eso sí, una fiscalización brutal por parte del Instituto Nacional Electoral, de Lorenzo Córdova, está asegurada. Por eso los ex independientes van a aparecer ‘montados’ en siglas de partidos equis.

III. PRIMEROS EFECTOS

Eso de suspender la actividad de los bares y otros giros nocturnos, para que la gente evite lugares cerrados y de concentración masiva, empieza a tener efectos. En Torreón, de Jorge Zermeño, hubo una manifestación de trabajadores de estos giros, porque lógicamente, verán afectado su ingreso económico. En otros municipios de Coahuila en donde se tomó la misma medida, derivada de acuerdos del Consejo Estatal de Salud, también andan en lo mismo: negociando que los dejen abrir como a los restaurantes, con medidas sanitarias. Habrá que ver qué dice la autoridad al respecto.

IV. RESTRINGEN

Si hablamos de efectos, en Piedras Negras, de Claudio Bres, y en Acuña, de Roberto de los Santos, la ciudadanía además del pánico por la pandemia, también tienen que lidiar con la decisión de Estados Unidos de restringir el ingreso a su territorio. Dicen Marcelo Ebrard, todavía canciller, que no hay problema, pero lo cierto es que la actividad fronteriza es como si fuera otro país.

 V. CLASES POR TV

En la Secretaría de Educación, de Esteban Moctezuma, se pusieron las pilas y van a empezar a hacer lo que debió hacerse desde un principio que se conoció de la pandemia: emitir contenidos escolares a través de televisión e internet. En televisión abierta los espacios y las emisoras propiedad del Estado Mexicano, van a difundir los contenidos escolares de todo el nivel básico y bachillerato durante las mañanas, en la etapa que dure la suspensión de clases presenciales. En Coahuila por ejemplo, hay señal para canal de televisión estatal, pero aún no entra en funcionamiento; será para la otra.

VI. APENAS EMPIEZA

En la iniciativa privada de Coahuila, y seguramente de todo el país, traen la misma tonada: quieren incentivos para superar la pandemia. Hay impuestos federales, estatales y municipales que quieren se suspendan durante la etapa que durarán las medidas para contener al Coronavirus. El estira y afloja apenas empieza, pero con el Gobierno de Andrés Manuel López Obrador no hay ni siquiera un interlocutor.

VII. NI LAS NARICES

El que mejor no asoma ni las narices es el delegado federal, Reyes Flores. Con eso de que el sector salud es otra de las muchas áreas vulnerables de la 4T, prefiere mejor operar de muy bajo perfil y mantenerse al margen de los cuestionamientos que están asumiendo sus colegas del IMSS, Leopoldo Santillán, y del ISSSTE, su súper cuate Álvaro Obregón. Antes de la pandemia la principal queja era la falta de medicamentos, pero luego esto avanzó a que tampoco existen insumos suficientes para atender a los enfermos en hospitales, y ahora resulta que todo el sector salud no está preparado para la contingencia, que dio muchos avisos desde el año pasado.

VIII. NO LE ATINAN

En Frontera le pintaron una raya más al tigre, es decir, Florencio Siller, tiene una nueva demanda. Aún no se resuelve la que tiene por amenazar a una periodista, y ahora sus hermanos lo denuncian por fraude. De veras que la gente de Frontera nomás no sabe escoger a sus alcaldes, nomás no le atinan, ni con PRI, ni con PAN.

IX. LA DEFENSA

En eso de la defensa al presidente Andrés Manuel López Obrador, deberían pedirle a Gerardo Fernández Noroña, que omita su participación. Es de pena ajena tratar de defender la poca acción e iniciativa del Gobierno Federal para enfrentar la pandemia. Las entidades del país actuaron antes que el Gobierno de la República, eso está muy claro. Pero la defensa que hacen de la nula experiencia para enfrentar situaciones de riesgo para la población, rayan en la idolatría. Dice Fernández Noroña que a ningún creyente le puede hacer ruido que se va a morir.

Comentarios y sugerencias politicon@vanguardia.com.mx

Sigue Politicón en Twitter: @PolitiCónMx