Situación. Será la aseguradora quien se haga cargo de los daños del vehículo de alquiler, así como de los gastos médicos. / JOSUÉ RODRÍGUEZ
Los tripulantes fueron auxiliados por pasajeros de un transporte de personal que se percataron del accidente.

Una pareja que se dirigía a una fiesta en el ejido La Purísima junto con su hijo, terminó hospitalizada en la Clínica Dos del IMSS, luego de volcar el vehículo en el que viajaba.

A las 07:10 horas, personal de bomberos de la Estación Derramadero acudió en ambulancia y camión cisterna a los límites de Coahuila y Zacatecas, donde se reportó el accidente automovilístico.

Al llegar al lugar, entre Presa de San Pedro y La Purísima, encontraron el vehículo a un costado de la carretera, mientras que los tripulantes eran auxiliados por pasajeros de un transporte de personal que se percataron del accidente.

En su posición normal estaba el Chevrolet Aveo con placas de circulación A 058 MKA de Nuevo León, el cual procedía de García, Nuevo León y era conducido por José Federico Castillo García, de 41 años.

Especial

Lo acompañaban su esposa María Magdalena Batres Cigarra y su hijo, un joven de alrededor de 20 años.

Los padres de éste fueron los que presentaban lesiones de consideración, siendo José Federico el más delicado. Este fue ingresado a la clínica con un traumatismo craneoencefálico severo, que lo tiene entre la vida y la muerte.

También ingresó al hospital, trasladada en la misma ambulancia, María, con diversas lesiones.

En el lugar se quedó el hijo de ambos a esperar a familiares y personal de la Policía Federal, quienes arribaron a tomar conocimiento del accidente y realizar el parte informativo.