Foto: Especial
Activistas recriminaron a McAleenan la política migratoria

 WASHINGTON, EU.- El secretario interino de Seguridad Nacional de Estados Unidos, Kevin McAleenan, tuvo que retirarse de una conferencia sobre políticas de inmigración porque unos manifestantes no le permitieron pronunciar palabra.

McAleenan iba a ser el orador principal de la conferencia anual de leyes y políticas migratorias en el Centro de Leyes de la Universidad de Georgetown organizada por el Migration Policy Institute, un centro de estudios de inmigración sin fines de lucro. Se tenía previsto que respondiera preguntas de la audiencia, conformada en su mayoría por expertos de políticas migratorias, así como de abogados y activistas.

Pero cuando el secretario intentó hablar, un puñado de manifestantes se levantó de sus asientos y sostuvo letreros, uno de esos contenía la frase “El odio no es normal”, y comenzaron a gritar que los niños estaban bajo amenaza. También pronunciaron los nombres de menores que han fallecido estando bajo custodia de las autoridades de inmigración. Los activistas tiene registros de al menos siete muertes en esas circunstancias de diciembre del 2018 a la fecha.

El Departamento de Seguridad Nacional (DHS por sus siglas en inglés) es el encargado hacer cumplir las leyes de inmigración y es en gran parte responsable de imponer muchos de los enormes cambios impulsados por el gobierno del presidente Donald Trump que han restringido las solicitudes de asilo, obligado a más de 50 mil migrantes a esperar en México.