El jefe de la Oficina de la Presidencia de la República dijo que la inversión privada nacional es la esperanza para salir de la crisis porque representa el 87% del total de inyección de recursos en el país. Foto: Tomada de Internet
El jefe de la Oficina de la Presidencia de la República dijo que la inversión privada nacional es la esperanza para salir de la crisis porque representa el 87% del total de inyección de recursos en el país

La inversión privada es la ‘palanca’ que está faltando en la recuperación económica de México, pero esta requiere de una planificación de mediano y largo plazo, y para ello se necesita certidumbre, reconoció Alfonso Romo, jefe de la Oficina de la Presidencia.

Consideró que la inversión privada nacional es la esperanza para salir de la actual crisis, porque representa el 87 por ciento del total del gasto productivo en el país.

Consideró que solo con certidumbre se podrá poner al capital privado y a los ahorros a trabajar para crear riqueza y así contrarrestar el impacto por el COVID-19.

“Es vital para el crecimiento y sin bienestar traicionamos el combate a la pobreza”, dijo al inaugurar la XLVIII Convención Nacional del IMEF, ‘Economía incluyente: inversión y crecimiento con enfoque social’.

“Solo con certidumbre podremos activar los 30 mil millones de dólares disponibles para inversión inmediata que comenta la Amexcap, y también podremos activar los 1.2 billones de pesos disponibles de la banca. Dinero disponible hay, solo tenemos que trabajar para dar certidumbre” y dijo que si bien se pueden cambiar las reglas del juego que sean necesarias, una vez cambiadas éstas deben de permanecer y ser transparentes.

Niveles patéticos de inversión: CCE

En el mismo evento, Carlos Salazar, presidente del Consejo Coordinador Empresarial (CCE), calificó como patéticos los datos de inversión de este año, y aseguró que desde el gremio persiste el objetivo de convencer a la autoridad federal de que la inversión es la única posibilidad que se tiene para alcanzar mejores niveles de bienestar.

“Según el último dato del Inegi, la inversión ha caído 19 por ciento. Vamos a terminar el año con una relación de inversión respecto al Producto Interno Bruto (PIB) de tan solo 17 por ciento. Si en México no existe al menos el 25 por ciento de inversión respecto al PIB, el país no crecerá ni alcanzará los niveles de crecimiento del 4 por ciento”, advirtió Salazar Lomelín.

El dirigente empresarial dijo que para el CCE ha sido una obsesión promover la inversión “porque sabemos que es el único vehículo que nos podría permitir hacer que nuestro país tenga un destino distinto”.

Por su parte, Luis Niño de Rivera, presidente de la Asociación de Bancos de México (ABM), indicó que en el país no se ha generado nueva infraestructura en los último años, las empresas no han invertido en planta y equipo, y México se está rezagando en capacidad productiva, con lo que se pone en desventaja frente a otros competidores.

“La inversión fija bruta necesita fácilmente todo el capital que tenemos ahorrado en las Afores, los fondos de inversión privados, en la banca y en los fondos internacionales porque estamos rezagados 24 meses, llevamos en los últimos dos años una caída del 24 por ciento en la Inversión Fija Bruta”, señaló.

Medicina por sector

Romo anticipó que el gobierno está sentado con el sector privado para revisar el tipo de apoyos que requerirán los sectores como comercio, servicios o turismo, para impulsarlos en el contexto de la recuperación económica.

Durante su participación en el ‘Conversatorio virtual: Gobierno, Empresa y Sociedad Civil: ¿Cómo participamos juntos en la reactivación económica de México?, organizado por la Universidad Panamericana, señaló que hay sectores ligados al T-MEC que ya muestran una recuperación a niveles prepandemia, pero hay otros que necesitan apoyos.

Indicó que se está haciendo un análisis sector por sector porque, por un lado, las cadenas de valor naturales en muchos sectores ya están en nivel prepandemia, pero hay sectores muy débiles que es muy complejo ayudar de forma masiva como el turismo o servicios.

Sostuvo que “los recursos que tenemos listos para invertir, por ejemplo, la banca está sentada con nosotros, estamos viendo qué tenemos que empujar y cuándo, para que no se acaben las fichas, entonces no está tan fácil”.

El Financiero

Diario mexicano de circulación nacional especializado en economía, finanzas, negocios y política que se imprime en la Ciudad de México, propiedad de Grupo Multimedia Lauman.​ Su presidente y director general es Manuel Arroyo Rodríguez y el director editorial es Enrique Quintana​.