Foto: AP
'Se trata de una venganza por la muerte del general de la Guardia Revolucionaria, Qassem Soleimani', señaló la televisora iraní

'Se trata de una venganza por la muerte del general de la Guardia Revolucionaria, Qassem Soleimani', señaló la televisora iraní.

La Guardia Revolucionaria de Irán advirtió hoy a Estados Unidos que no tomen represalias por el ataque con misiles contra bases estadounidenses al oeste de Irak.

La base Ain Assad se ubica en la provincia occidental iraquí de Anbar. Las tropas de Estados Unidos la utilizaron por primera vez después de su invasión en 2003 en la que fue derrocado el dictador Saddam Hussein, y posteriormente volvieron allí para combatir al grupo Estado Islámico en Irak y Siria.

 

Al operativo se le llamó “Mártir Soleimani“, añadió la televisora iraní. La división aeroespacial de la Guardia Revolucionaria, que controla el programa de misiles de Irán, lanzó el ataque.

Además, la Guardia Revolucionaria de Irán amenazó con atacar a Israel y a “gobiernos aliados” de Estados Unidos.

En una nota, los Guardianes iraníes también aconsejaron “al pueblo estadounidense que llame de retorno a sus tropas desplegadas en la región, para evitar nuevas pérdidas y no permitir que la vida de los soldados sea amenazada por el odio” del gobierno en Washington.