Foto: Internet
Fue en la nueva temporada del reality que protagoniza con su familia

La temporada 17 de “Keeping Up with the Kardashians” resultó fuertemente reveladora para Kim Kardashian West, puesto que dio a conocer una situación que la tiene “desmoronada”

La estrella del reality reveló que estaba teniendo algunos síntomas preocupantes.

“Me he sentido tan cansada, con náuseas y mis manos realmente se están hinchando”, dijo. “Siento que literalmente me estoy desmoronando. Mis manos están entumecidas”.

 

Kardashian West especuló que, basándose en los síntomas, creía que podría tener artritis reumatoide, pero decidió buscar una opinión profesional.

Su médico llamó con la noticia de que sus análisis de sangre revelaron anticuerpos asociados con el lupus y la artritis reumatoide, lo que dejó a Kardashian West llorando y “volviéndose loca”.

 

Según la Clínica Mayo, el lupus es una enfermedad sistémica autoinmune que ocurre cuando el sistema inmunitario del cuerpo de una persona ataca sus tejidos y órganos, causando inflamación que puede afectar los diferentes sistemas del cuerpo.

 

Lupus es la enfermedad que padeció Selena Gómez y por la que tuvo que recibir una donación de riñón. Foto: Internet

Y aunque su médico le aconsejó que los resultados falsos positivos para el lupus son posibles, Kardashian West todavía estaba afligida ya que ordenó una visita de seguimiento para más pruebas.

Kardashian West a menudo ha compartido sus problemas de salud con sus fanáticos, incluida su lucha contra la psoriasis y sus embarazos difíciles.