Foto: Especial
La fortuna de José Antonio Yépez Ortiz se construyó con las millonarias ganancias tras años de robar combustible a Pemex y comercializarlo de forma clandestina, eso se notaba en su ropa

La ropa con la que fue capturado este domingo José Antonio Yépez Ortiz "El Marro" es signo de la opulencia del huachicolero identificado como líder del Cártel de Santa Rosa de Lima, tras las millonarias ganancias de años de ordeñar ductos de Pemex.

Se trata de una prenda denominada petrona, fabricada por la marca deportiva Puma como parte del atuendo de la división AMG de Mercedes Benz.

Foto: Especial

Una sudadera parecida a la que porta "El Marro", tiene un precio de 1,299 pesos en el portal Mercado Libre -donde es uno de los productos más vendidos-, sin embargo en Amazon aparece con un costo de 130.90 euros, es decir poco más de 3 mil 400 pesos. En tiendas la prenda ronda los 2,500.

Foto: Especial

En adición, Yépez Ortiz lleva puestas unas botas como las usadas por marinos, cuyo precio ronda los 1,500 y 2 mil pesos.

Son reconocidas por su larga duración, además de que son contra el agua y tienen un forro que protegen el pie.

Foto: Especial

La fortuna de "El Marro"

En marzo pasado, LSR Guanajuato publicó que José Antonio Yépez sabía que robar a Pemex estaba mal. Aun así lo hizo durante años.

La millonaria ganancia que el huachicoleo le dejaba a Yépez Ortiz, se tenía que justificar. El líder criminal primero adquirió varios terrenos en Santa Rosa de Lima. Ahí levantó una fortaleza. Los habitantes lo cuidaban. Después creo una empresa llamada "Transportes López" y además puso una tienda de autoservicio; justo frente a la casa de su mamá, en San Antonio de los Morales, así como un autolavado y un autolata.

La tienda de autoservicio, y el autolavado de José Antonio siguen funcionando, al parecer son los únicos negocios legales que tenía el criminal. La gente de San Antonio de los Morales sabe que ese, también es negocio de ´El Marro´.

Y es que la famosa empresa, aparentemente legal, llamada ´Transportes López´, que ofrecía fletes extremadamente baratos, fue asegurada por la Policía Federal. Los vehículos de ese servicio, funcionaban con la gasolina robada a los ductos de Pemex. Los transportes solo eran una máscara, para lavado de dinero.

La Silla Rota

Noticias, análisis y periodismo digital independiente sobre política, esfera pública, nación y mundo.

Portal: La Silla Rota