Especial/ El debate sobre el bitcoin no es nuevo
Para Gates, no es algo que la economía general debería comprar

De acuerdo con medios internacionales, para Bill Gates, no deberías comprar bitcoin, al menos que seas la persona más rica del mundo.

Sin embargo, el bitcoin se ha vuelto cada vez más popular por su repunte de más de 400% en el último año. La persona más rica del mundo, Elon Musk, invirtió recientemente 1,500 millones de dólares en el activo digital a través de su compañía Tesla, y dijo que el bitcoin pronto sería aceptado para realizar pagos.

Para Gates, no es algo que la economía general debería comprar, además de ser malo para el medio ambiente, ya que extraer las monedas requiere mucha energía.

“Elon tiene toneladas de dinero y es muy sofisticado, así que no me preocupa que su bitcoin suba o baje al azar”, dijo Gates en una entrevista con Emily Chang de Bloomberg Television. “Creo que la gente se deja llevar por estas manías y puede que no tengan tanto dinero de sobra. Mi opinión general sería que si tienes menos dinero que Elon, probablemente deberías tener cuidado”.

Musk ha impulsado reiteradamente al bitcoin en Twitter y otras plataformas.

Musk, con una fortuna de 189,600 millones de dólares según el índice de multimillonarios de Bloomberg, ha sido un ávido defensor del bitcoin, al punto que ha influido en el precio del activo. Llegó a subir hasta 76% este mes tras la inversión de Tesla, antes de caer 13% después de que Musk dijera en Twitter que los precios de las criptomonedas “parecían altos”.

El debate sobre el bitcoin no es nuevo. El multimillonario Warren Buffett considera que las criptomonedas no tienen valor y no producen nada. La secretaria del Tesoro, Janet Yellen, otra escéptica desde hace mucho tiempo, dijo en una conferencia del New York Times a principios de esta semana que el bitcoin es una “forma extremadamente ineficiente de realizar transacciones”.

Pero con cada vez más empresas que comienzan a aceptar el bitcoin, como lo han hecho recientemente PayPal, Visa. y MasterCard, la moneda ha ganado una mayor aceptación. A medida que los bancos centrales, incluida la Reserva Federal y el Banco Central Europeo, estudian cómo digitalizar sus propias monedas soberanas, y empresas como Fidelity Investments lanzan fondos que permiten a los inversionistas agregar criptomonedas a sus carteras, el debate llegó para quedarse.