Era cuestión de tiempo para que el Burrow terminara lesionado, luego de ser uno de los quarterbacks más golpeados de la NFL debido a la débil linea ofensiva que tiene Bengals. / AP
El quarterback de los Bengals, Joe Burrow presenta una ruptura de ligamento de la rodilla izquierda

El peor temor de los Bengals de Cincinnati se convirtió en realidad.

Una resonancia magnética realizada el lunes reveló que su recién adquirida joya en el pasado Draft, Joe Burrow, se desgarró el ligamento cruzado anterior de la rodilla izquierda, dijo una persona anónima con conocimiento de la lesión a USA TODAY Network.

El quarterback, que estará fuera por el resto de la temporada y podría incluso no estar presente a inicios de la siguiente, se lesionó cuando el bolsillo se colapsó luego de lanzar un pase al receptor abierto Tyler Boyd en tercera y dos yardas por avanzar, durante el tercer cuarto.

El partido de la Semana 11 fue una victoria de 20-9 para el equipo de Washington Football Team.

El tackle defensivo de Washington, Jonathan Allen, derribó a parte de la a frágil línea ofensiva y su humanidad cayó en la pierna izquierda de Burrow al final de su movimiento de lanzamiento y el ala defensiva Montez Sweat golpeó al mariscal de campo desde el lado opuesto.

El mariscal de campo de los Bengals se quedó tirado en el suelo retorciéndose de dolor mientras el personal médico del equipo corría para atenderlo. Burrow fue ayudado a levantarse unos momentos más tarde, y no pudo apoyarse con su pierna izquierda, por lo que fue sacado del terreno en el “carrito de las desgracias”.

Una vez que Burrow fue sacado para recibir asistencia, todo el equipo de los Bengals se reunió alrededor del quarterback para desearle lo mejor.

“Lo vi y le dije que mantuviera la cabeza erguida, hombre. Esto apesta. Ese es el juego que jugamos ”, dijo el receptor abierto de los Bengals, AJ Green. “Lesiones que vienen con la práctica de este deporte. Es duro."

Burrow completó 22 de 34 pases para 203 yardas y tenía un touchdown en el momento de su lesión. Los Bengals anunciaron que el novato no regresaría al partido durante el tercer cuarto.

La lesión en la rodilla izquierda del mariscal de campo que puso fin a la temporada es una noticia devastadora para la organización de los Bengals. Burrow estaba teniendo una deslumbrante campaña de novato y revitalizó la base de fanáticos del equipo.

En la semana 7, Burrow se unió a Andrew Luck, Daniel Jones y Kyler Murray como el cuarto mariscal de campo novato en lanzar para más de 300 yardas cinco veces en la misma temporada (el QB de los Chargers, Justin Herbert, se convirtió en el quinto en la Semana 11). También estaba en camino de romper el récord de pases de novato de Luck en una temporada de 4,374 yardas.

A pesar de las magníficas estadísticas de novatos de Burrow, existía una preocupación constante sobre la capacidad de los Bengals para proteger a la primera selección general del Draft de la NFL 2020. Cincinnati inició su sexto grupo de línea ofensiva diferente en la derrota del domingo.

Burrow fue capturado 32 veces este año, la tercera mayor cantidad en todo la NFK, y fue golpeado de forma rutinaria en cada una de sus 10 aperturas.

Los Bengals ahora deben terminar la temporada con Ryan Finley como quarterback, mientras que Burrow se opera y rehabilita su rodilla izquierda.

"Gracias por todo el amor", tuiteó Burrow el domingo. “No puedo deshacerme de mí tan fácilmente. Nos vemos el año que viene ".