FOTOS: AP / Las cantantes fueron parte de la ceremonia de investidura del nuevo presidente de Estados Unidos.
Las cantantes fueron parte de la ceremonia de investidura del nuevo presidente de Estados Unidos, Gaga estuvo encargada de interpretar el himno, mientras que Jennifer Lopez sorprendió con ‘This Land Is My Land’ y ‘America the Beautiful’.

La estrella de “A Star is Born” ya nos había anticipado que su presentación sería espectacular, pero sin duda nos dejó sin aliento con su interpretación del himno nacional de Estados Unidos este miércoles en la toma de posesión de Joe Biden y Kamala Harris. Un día antes, Lady Gaga compartió una fotografía de ella visitando el Capitolio en Washington vestida con una elegante capa blanca, acompañó la fotografía con un mensaje pidiéndole a sus seguidores que dejaran a un lado el odio y reinara la paz.

"Rezo para que mañana sea un día de paz para todos los estadunidenses. Un día para el amor, no para el odio. Un día para aceptar, no el miedo. Un día para soñar con nuestra futura alegría como país. Un sueño que no es violento, un sueño que brinda seguridad a nuestras almas. Amor desde el Capitolio", dijo la intérprete de “911”.

Lady Gaga lució una gran falda roja acompañada de un saco color azul marino, honrado a los colores de la bandera de Estados Unidos. Además, en su look resaltó un prendedor de una paloma de la paz en color dorado, un claro mensaje después del asalto al Capitolio hace algunas semanas. Como es costumbre, Gaga le hizo algunas modificaciones al himno, lo que rápidamente fue celebrado en las redes sociales.

Por su parte, Jennifer Lopez, la ‘Diva del Bronx’ subió al escenario con un total look en blanco. Lopez sorprendió al cantar “This Land Is My Land” y “America the Beautiful”, además, aprovechó una pausa para decir algunas palabras en español.

“Bajo una nación y justicia para todos”, fue su mensaje, el cual pasarán a la historia como las primeras dichas en español durante una toma de posesión de un presidente de los Estados Unidos y frente a los ojos del mundo.

Otro de los espectáculos más esperados fue la del cantante de country, Garth Brooks, quien no es ajeno a las inauguraciones presidenciales. Vestido con una chaqueta negra y jeans, Brooks cantó "Amazing Grace" a capella y pidió a todos que cantaran el último verso con una como señal de unidad. Garth también actuó en la inauguración de Barack Obama en 2008, y se le pidió que lo hiciera en la inauguración de Donald Trump en 2016, pero no pudo presentarse debido a un concierto al que se había comprometido en Cincinnati, Ohio.