Captura de pantalla
Cada que las prueban se coronan en el futbol mexicano

Tigres tenía casi el título en la bolsa cuando llegaron a León y no fue por el gol de ventaja en el partido de ida. Los felinos contaron con una ayuda fría y especial. 

"Frankie", un paletero originario de Pachuca, fue el culpable del título de los Tigres. 

El paletero es un viejo conocido en los Tuzos y aseguró que nadie se ha resistido a su producto, tal es el éxito que tiene que hasta el propio André-Pierre Gignac es capaz de bajarse del camión con tal de comer una paleta.

“A Gignac le gusta de vainilla. Le ofrecí de arroz, pero no le gustó. Es muy tradicional, le gusta de vainilla, mientras que a ‘Tuca’ Ferretti le di ahorita una de cajeta”, comentó a ESPN Digital.

El comerciante asegura que se ha convertido en un amuleto para el conjunto regiomontanos “En cada torneo que les he traído paletas se coronan”.

Las paletas fueron pagadas por Jürgen Damm, que conoce desde sus tiempos en Pachuca. 

Este torneo dio paletas en la fase regular al equipo, el cual pudiera hacer de ‘Frankie’ un amuleto especial para obtener la octava estrella. Con información de ESPN