Minutos después de las 18:00 horas aterrizó en el otrora hangar presidencial el Boeing 737 de la Fuerza Aérea Mexicana (FAM) con 134 connacionales que estaban varados en Cuba, debido a las restricciones sanitarias.
Foto: Excélsior

Los mexicanos rescatados salieron caminando cargando sus maletas, después de ser revisados por personal médico, y con la instrucción de mantenerse aislados por 14 días en sus hogares.

Marlene Sánchez volvió al país con sus dos hijos, Fernanda de 14 años y Sebastián de 8 años, quienes estaban de vacaciones y tenían seis días intentando salir de Cuba.

"Venimos bien, fuimos muy bien atendidos, tanto por el gobierno cubano como por el gobierno mexicano, fue complicado, estuvimos encerrados mucho tiempo, pero estuvimos bien”, reveló.

A Susana Velázquez ya la esperaba su esposo con un ramo de rosas.

"Es que estoy enferma, me acaban de operar, entonces fuimos también por ver la cuestión de mi pie a Cuba y de verdad que yo vengo, con el corazón bien en alto por México, de verdad, el presidente López Obrador se portó cabalmente; el embajador diario iba a vernos; obvio no podíamos salir a la calle”, comentó.