Adriana Barraza, actriz / Foto: Archivo
La actriz, que hoy recibirá el Premio Platino de Honor, asegura que México se ha ganado con talento y trabajo su lugar en Hollywood

Presentada como “la gran dama del cine Iberoamericano”, la actriz mexicana Adriana Barraza sostuvo un encuentro con medios en el marco de la quinta edición de los Premios Platino, donde habló de varios temas, como la presencia de latinos en Hollywood y la indignación que le provocó el asesinato de tres es­tudiantes de cine.

“Creo que ya no es moda, sinceramente. Hace once años que Babel tuvo, me parece, siete nominaciones al Oscar, y éramos varios latinoamericanos nominados. Yo creo que fue gracias a que el talento de estos creadores es evidente y también es evidente que la industria en Hollywood necesita alimentarse de otras voces. Y yo creo que hasta el momento, después de once años, ya no es una moda, ya está instituido quiénes son y ya tienen un lugar muy im­portante, principalmente nuestros tres directores (Iñá­rritu, Cuarón y Del Toro), pero tenemos directores de arte, personas muy connotadas en todo el espacio cinematográfico”, expresó Barraza.

Acompañada por su esposo, Arnaldo Pipke, Barraza arribó a las instalaciones del Hotel Hard Rock Café para charlar con los distintos medios iberoamericanos que se encuentran cubriendo la quinta edición de los Premios Platino. La actriz de 62 años, quien recibirá hoy el Premio Platino de Honor debido a su trayectoria, así como al aporte que ha hecho a lo largo de poco más de 45 años de ca­rrera, de igual manera expresó su sentir con respecto a lo ocurrido a tres estudiantes de cine de Jalisco.

“No tengo interpretación (de los hechos), tengo dolor, un gran dolor, sobre todo porque soy maestra, porque estoy cerca de los jóvenes y la frase puede parecer un cliché, pero los jóvenes son nuestro futuro. Lo que siento es indignación y una necesidad de pedirle a las autoridades y no sólo de México, sino de los países, que cuidemos a nuestros jóvenes. En este caso de los tres jóvenes mexicanos y aprovechando este foro de cine iberoamericano, a nombre del cine iberoamericano, por favor, que se haga justicia”, exclamó Barraza, provocando la ovación de los asistentes.

Portando un traje azul ma­rino en tela vaporosa, la actriz que comenzará el próximo viernes el rodaje de Falcon Lake, se mostró atenta a cada pregunta realizada y dejó en claro que la sencillez es par­te de su vida. Al comentar lo que le llevó a ser actriz, Barra­za confesó que mucho de eso se debió al tratar de vivir una vida diferente luego de ha­ber tenido una infancia difícil y dolorosa tras la pérdida de sus padres.

“Hacía falta ficción, me hacía falta vivir de mundos fantásticos, entonces por eso siempre quería ser otra per­sona porque a veces era difí­cil ser la niña Adriana Barraza. Creo que eso nos pasa a to­dos”, acotó quien antes de la actuación estudió Ciencias Químicas.

Ante la pregunta de cómo se ve cuando ya sea más gran­de, Adriana fue contundente al señalar que más allá de la actuación se visualiza dando clases de actuación en su tea­tro y junto a su marido.