Mariota intentará pelear la titularidad con Derek Carr/ AP
Los equipos de la NFL siguen trabajando a marchas forzadas para tener equipos de élite la próxima campaña

La agencia libre tuvo algunas bombas mañaneras como la llegada de DeAndre Hopkins a los Cardinals de Arizona sin embargo existieron otros movimientos que dejaron con la boca abierta a los fanáticos.

Uno de los que más llamó la atención fue la llegada de Marcus Marioita a los Raiders de Las Vegas.

Mariota, de 26 años, llegará a pelear la titularidad con Derek Carr.

Los Titans intentaron hacer de Mariota su quarterback franquicia, pero sólo consiguieron llegar una vez a Playoffs (2017) con él como titular.

En cambio, con la llegada de Ryan Tannehill el equipo se quedó a un paso de llegar al Super Bowl y apostaron por esa fórmula.

Byron Jones llega a Miami

Byron Jones se convertirá en el esquinero mejor pagado de la NFL.

El jugador pasó de los Cowboys a los Dolphins de Miami y ganará $40 millones.

Si hay un aspecto negativo en el estilo de James es su inhabilidad para interceptar. Suma 40 juegos sin intercepción y sólo tiene dos en su carrera.

Sin embargo, Jones no permite mucho a los ataques rivales. Los quarterbacks completaron sólo el 53 por ciento de los pases dirigidos a Jones en 2019 y el esquinero permitió tres touchdowns.

Stefon Diggs es nuevo jugador de los Bills 

Los Bills dieron cuatro selecciones futuras por el receptor Stefon Diggs.

Buffalo enviará cuatro reclutamientos, una de primera ronda, otra de quinta y una de sexta en el próximo draft, además de una de cuarta ronda en 2021 a Minnesota y obtendrá el turno de los Vikings en la séptima ronda del draft de abril próximo.

Diggs sumó 63 recepciones para 1,130 yardas y seis touchdowns en 2019, luego de fijar marcas personales con 102 pases atrapados en 2018.

Cambios en los receptores de Dallas

Amari Cooper se queda y Randall Cobb se queda en el mismo estado pero en diferente equipo. 

Amari Cooper firmaría con el equipo de la estrella solitaria por cinco temporadas y 100 millones de dólares. 

El acuerdo tiene 60 millones de dólares garantizados. Luego de su arribo procedente de los Raiders a cambio de una selección de primera ronda a mediados de la campaña del 2018, Cooper ayudó a transformar el juego aéreo de los Cowboys.

En el 2019, Cooper atrapó 79 pases para 1,189 yardas y una marca personal de ocho touchdowns. 

Por su parte, Randall Cobb, jugará para los Texans de Houston con un contrato de tres años y $27 millones. 

Sin Hopkins, Will Fuller, Kenny Stills y Cobb son los tres receptores principales de los Texans.

Óscar Morín

Comunicólogo por la UAdeC. Amante de los deportes con 10 años de experiencia en los medios.Se ha desempeñado como reportero y co-editor en la sección de deportes del periódico Vanguardia y actualmente es editor web en VanguardiaMX.