Foto: Especial
El movimiento #Yosoymédico17 también llama a un paro nacional para protestar contra las agresiones al personal médico en México y contra la criminalización del gremio en casos de presunta negligencia.

CDMX.- El movimiento #Yosoymédico17, que aglutina a doctores, pediatras, cirujanos, anestesiólogos y personal de enfermería, entre otras especialidades médicas, convocó a una suspensión de labores en todo México para el próximo miércoles 22 de junio.

#Yosoymédico17, que surgió hace dos años en Guadalajara, Jalisco, en respaldo de 16 doctores acusados de negligencia, explicó en entrevista con Animal Político que son tres los motivos por los que convocan a un paro nacional, durante el cual sólo laborarían los servicios de urgencia.

Rechazo a Sistema Universal de Salud

El primer motivo es mostrar su rechazo al nuevo Sistema Universal de Salud. Una propuesta que presentó el presidente Enrique Peña Nieto en 2013, y cuya primera fase está prevista que entre en vigor el próximo mes de junio.

El Sistema Universal de Salud plantea que cualquier paciente mexicano pueda ser atendido en hospitales del Instituto Mexicano del Seguro Social (IMSS), del ISSSTE, así como en los hospitales de la Secretaría de Salud Federal, sin importar a cuál de estas dependencias se encuentre afiliado.

Sin embargo, el movimiento #Yosoymédico17 denuncia que este nuevo sistema, en realidad, “busca de manera disfrazada privatizar la salud en México” para que empresarios dueños de hospitales privados se beneficien económicamente, mientras la calidad del servicio al derechohabiente empeoraría.

“Además, no queremos ese reforma porque nadie nos ha preguntado nuestra opinión. Simplemente al gobierno se le ocurrió hacerla sin tener en cuanta al gremio médico especializado”, subrayó uno de los voceros del #Yosoymédico17; un anestesiólogo que pidió no dar su nombre para no personalizar un movimiento que, al menos en su perfil de Facebook, suma más de 200 mil seguidores.

En este sentido, el movimiento considera que el sistema de salud actual en México es bueno. “Lo único que falta es que inviertan más dinero en prevención y en atención integral a los pacientes”, recalca.

Foto: Especial

Denuncian agresiones a personal médico

El segundo motivo por el que convocan a un paro nacional, es evidenciar “las agresiones continuas” a doctores y personal de enfermería en el país.

“La inseguridad en México han aumentado y los médicos no hemos sido ajenos a esto, ya que desde hace dos años denunciamos tragedias de acoso, secuestros y asesinatos de compañeros ”, señala el vocero.

Como dato de la magnitud de las agresiones a médicos, cabe apuntar que el 75% de los médicos pasantes y prestadores de servicio social de medicina en nueve estados dijeron en una encuesta haber padecido extorsión, tanto presencial como telefónica, asaltos a mano armada, robo de vehículo y violencia física. Así lo dio a conocer la Comisión Permanente del Congreso de la Unión, la cual presentó en 2015 los resultados del estudio ‘Agresiones hacia los médicos durante el servicio social’, publicado en la Gaceta Médica de México y que puedes leer aquí.

Te puede interesar

Piden frenar criminalización de los doctores

Y el tercer motivo, apunta #Yosoymédico17, es denunciar “la criminalización” de doctores y enfermeros, cuando se producen casos de supuestas negligencias médicas.

Uno de esos casos de “criminalización”, expone el vocero de #Yosoymédico17, se produjo este sábado 28 de mayo, cuando la Fiscalía de Veracruz exhibió en redes sociales la fotografía de dos médicos pediatras rodeados de elementos de la Policía Ministerial vestidos completamente de negro, con el rostro tapado, y portando armas de grueso calibre, luego de que fueran giradas órdenes de aprehensión contra ellos por un presunto homicidio culposo de un menor de edad.

“Nos tratan peor que criminales. #quelosliberen”, respondió el movimiento en su cuenta oficial de Twitter.

Sobre este punto, cabe recordar que el 22 de junio de 2014 surgió el movimiento #YoSoyMédico17 con el lema ‘Ni dioses ni criminales, sólo médicos’, para denunciar la criminalización del gremio.

Con este movimiento, los médicos denuncian que están cansados de que se les acuse de negligencias sin tener en cuenta las malas condiciones laborales en las que se desempeñan, además de la falta de inversiones en infraestructura médica, equipamiento y formación.