Durante el primer semestre de este 2020, la llegada de capital extranjero a nuestro país creció 5%, sólo superado por Alemania, que tuvo un alza de 15%. Foto: Tomada de Internet
Durante el primer semestre de este 2020, la llegada de capital extranjero a nuestro país creció 5%, sólo superado por Alemania, que tuvo un alza de 15%

México se ubicó en la segunda posición entre un grupo de países con mayores llegadas de Inversión Extranjera Directa (IED) seleccionado por la Conferencia de Naciones Unidas sobre Comercio y Desarrollo (UNCTAD), durante el primer semestre de 2020.

El crecimiento de las entradas de IED a México fue de 5%, sólo superado por Alemania (15 por ciento).

En contraste, otros ocho de los principales captadores de estas inversiones en el mundo registraron caídas: Italia (-74%), Estados Unidos (-61%), Brasil (-48%), Australia (-40%), Canadá (-32%), India (-29%), Francia (-25%) y China (-4 por ciento).

Estas tasas de crecimiento comparan el resultado de la captación de IED en el primer semestre de 2020 frente al promedio de todo el año de 2019, dividido entre dos.

De acuerdo con datos de la Secretaría de Economía, México captó 17,963 millones de dólares de IED de enero a junio de 2020, una baja de 0.7% en comparación con la cifra preliminar de la primera mitad del año pasado.

En todo el mundo, los flujos mundiales de IED cayeron 49% en el primer semestre de 2020 en comparación con 2019 (seis meses del promedio de todo el año), debido a las consecuencias económicas de Covid-19, informó la UNCTAD.

A raíz de la pandemia, los bloqueos en todo el mundo ralentizaron los proyectos de inversión existentes y las perspectivas de una profunda recesión llevaron a las empresazs multinacionales a reevaluar nuevos proyectos.

La caída de la IED es más drástica de lo que esperábamos, particularmente en las economías desarrolladas. Las economías en desarrollo capearon la tormenta relativamente mejor durante la primera mitad del año”, dijo James Zhan, director de inversiones y empresas de la UNCTAD. "La perspectiva sigue siendo muy incierta", aseguró.

Según el informe, las economías desarrolladas experimentaron la mayor caída, con la IED que alcanzó un estimado de 98,000 millones de dólares en el período de seis meses, una disminución de 75% en comparación con 2019.

La tendencia se vio agravada por las entradas de capital muy negativas en las economías europeas, principalmente en los Países Bajos y Suiza. Los flujos de IED hacia América del Norte se redujeron en 56% a 68,000 millones de dólares.

Mientras tanto, la disminución de 16% en los flujos de IED hacia las economías en desarrollo fue menor de lo esperado, debido principalmente a la resistencia de la inversión en China.

Los flujos disminuyeron solo 12% en Asia, pero fueron 28% más bajos que en 2019 en África y 25% más bajos en América Latina y el Caribe.

En los seis meses hasta junio de 2020, los países en desarrollo de Asia representaron más de la mitad de la IED mundial.

Los flujos hacia las economías en transición se redujeron 81% debido a un fuerte descenso en la Federación de Rusia.

Asimismo, el informe muestra que los valores de fusiones y adquisiciones transfronterizas alcanzaron 319,000 millones de dólares en los primeros tres trimestres de 2020.

La disminución de 21% en los países desarrollados, que representan alrededor de 80% de las transacciones globales, se vio frenada por la continuación de la actividad de fusiones y adquisiciones en las industrias digitales.

Las perspectivas para todo el año se mantienen en consonancia con las proyecciones anteriores de la UNCTAD de una disminución de entre 30 y 40% en las corrientes de IED.