ESTIMADA ANA:

 Me gusta demasiado mi trabajo, disfruto lo que hago y tengo excelente compañeros. El equipo que hemos formado hasta hoy ha sido muy bueno, hay mucha conexión y comunicación entre todos.

 El problema, no solo para mi, sino para todo el equipo es que no soportamos a nuestro jefe de área. A él lo pusieron en ese puesto porque es familiar del director y creo que ni una carrera terminada tiene.

 Supongo que por lo mismo, se comporta grosero y déspota con todos, sin importar que incluso hay gente que le lleva varios años y que por ese hecho al menos debería de ser respetuoso.

 Ya fuimos a recursos humanos a quejarnos y estuvo ausente unos cuantos días, que nosotros creemos que lo suspendieron, pero hace días regresó de nuevo y lo peor del caso, con la misma actitud de siempre.

 He pensado en buscar otros trabajo, pero cuando hago el intento, me doy cuenta que no hay muchas oportunidades en mi área y las pocas que he visto, son muy mal pagadas. Y es que ya tengo aquí más de 15 años y eso ya me ha dado cierto nivel salarial que no será fácil encontrar en otro lado.

 Soy casada y mi sueldo es parte importante para el presupuesto familiar, así es que tampoco me puedo poner los moños en ese aspecto. Mi esposo me apoya y me dice que si decido salirme de trabajar, él no se va a oponer.

 La verdad estoy indecisa y estoy valorando esa opción, pero me resisto porque en verdad disfruto lo que hago y si por eso me pagan, está excelente, si no fuera por la situación que a diario es tan incómoda con mi jefe. Le envío un gran saludo, gracias por leer mi carta. 


Patricia
 
ESTIMADA PATRICIA:

 Sería lo idóneo para cualquier persona encontrarse en un ambiente de trabajo perfecto, en el que la relación con los compañeros y el jefe fuera de lo más cordial y siempre hubiera la comunicación y el entendimiento para lograr el equipo perfecto, pero, lamentablemente no siempre es así.

 Lo más importante es que ya dieron un paso, se atrevieron a exponer su problema en recursos humanos y seguramente en su momento tomarán medidas necesarias para solucionar el problema que tienen. Hacer ese frente de una manera asertiva cuando él se comporta inadecuadamente es lo ideal.

 De hecho, la empresa toma medidas pertinentes cuando se acumulan las quejas por parte de los empleados, hacia una misma persona y por los mismos motivos. Así es que no dudes que tarde o temprano algo sucederá al respecto.
 No creo que sea buena idea que te vayas, allí estás cómoda, ya tienes experiencia y los años en la empresa te han posicionado bien, así es que es lo peor que puedes hacer, sería algo así como darle gusto a la persona y demostrarle que logró sus objetivos.

 Al contrario, es ahora cuando más firme debes de estar, no solo tú sino en equipo con el que trabajas y lograr que, sin importar quién sea, asuma las consecuencias de sus actos, pues le hecho de ser familiar del director, no le da derecho tener esas actitudes y mucho menos ser déspota, irrespetuoso y grosero con nadie del personal.
 
ANA