Comprueban que en la Mina VII de Unidad MICARE cuenta con reservas de carbón mineral por 2.8 millones de toneladas

Región Carbonífera, Coahuila.- El director de operaciones, Arturo Arroyo Mendoza, informó que a través de trabajos de geología y planeación realizados por personal de Minera del Norte, comprobaron en la Mina VII de Unidad MICARE cuenta con reservas de carbón mineral por 2.8 millones de toneladas, por lo que la empresa determinó reanudar operaciones en el yacimiento que estaba en proceso de cierre.

Mencionó que la extracción de esos recursos, prolongará la vida útil del yacimiento al menos hasta el año 2021 y se abrirán seis frentes largas que serán dotadas con equipo disponible en la propia mina y otros provenientes de la Unidad MIMOSA en la Región Carbonífera.

El inicio de los trabajos demandó poner en marcha la contratación de 132 trabajadores sindicalizados, que se sumarán a los 300 que permanecían en diversas operaciones en la mina, a la vez que se contratan también otros 68 operarios para el tajo Carlos III.

Arroyo precisó que con el carbón aportado por Mina VII y por los tajos Carlos III y Cuenca Sur, donde recientemente inició operaciones la gigantesca draga “Doña Zita”, está plenamente garantizado el abasto de carbón térmico para las centrales de la Comisión Federal de Electricidad, con las características de calidad comprometidas en el contrato de suministro.

Señaló que Minera del Norte en todas sus unidades continúa la operación normal, no existe ningún plan de despido de personal y en el caso de la Unidad MICARE, por ejemplo, se mantendrá una plantilla laboral de alrededor de 3 mil trabajadores directos, a los que se suman otros 10 mil indirectos por la demanda de bienes y servicios.

De igual modo, el progreso en el desarrollo de la mina Conchas Sur por la Unidad MIMOSA garantiza el abasto de carbón metalúrgico para las plantas siderúrgicas de AHMSA y compensará el cierre de mina La Esmeralda por término de reservas, con lo cual la plantilla igualmente se mantendrá en cerca de 3 mil empleos directos y otros 10 mil indirectos.

Sobre la situación financiera compleja que enfrenta el grupo encabezado por AHMSA, dijo que no ha afectado a las operaciones mineras, “que se mantienen sin variación de acuerdo a lo planeado; estamos desarrollando un gran esfuerzo de eficiencia y ahorro, y la situación está bajo control y mejorando”.

Aseguró que se avanza en la normalización de pagos a los proveedores y que Minera del Norte cumplirá sin cambios los programas de impacto social positivo concertados con las autoridades y organizaciones de las comunidades en que influye, “de acuerdo a las instrucciones que nos ha reiterado el Consejo de Administración”.