Historias de la creación del mundo.

Arquímedes puso una pieza del rompecabezas.

Aristarco puso otra.

Copérnico puso una más.

Galileo colocó la siguiente.

Newton puso otra pieza.

Darwin otra.

Einstein otra.

Stephen Hawking otra.

Ellos y otros como ellos han puesto una docena de piezas.

El rompecabezas tiene 100 mil trillones de billones de millones de piezas. Y eso es sólo el marco: el número de sus piezas es infinitamente mayor que el de todos los átomos del universo.

¿Cuándo terminarán los hombres de armar ese rompecabezas?

 

¡Hasta mañana!...