Historias del señor equis y de su
trágica lucha contra la Burocracia.
         El Funcionario está arrodillado.
         ¿Por qué está de rodillas el Funcionario?
         Porque está dialogando.
         Está dialogando con una banda cuyo método de dialogar consiste en exigir que todo se le dé, que se le otorgue todo.
         El Funcionario del Estado le da todo a esa banda; todo le otorga.
         Y la banda sigue pidiendo más y más.        
         Para obtenerlo causa daño a la gente.
         Y el Funcionario del Estado no hace nada para evitar eso. Sigue dialogando. Es decir, sigue de rodillas.
         El señor equis es víctima de dos bandas, una fuerte y otra débil.
         Las dos lo dañan por igual, una con sus violencias; la otra con su docilidad.
         El señor equis piensa que es una desgracia vivir entre esas bandas.

¡Hasta mañana!...