FotoS: Cuartoscuro
Medios tuvieron acceso a información sobre las irregularidades cometidas desde el Capcee, que señala que los morenovallistas implementaron todo un modus operandi para el desfalco de las arcas del Gobierno estatal

Puebla, 20 de noviembre (Periódico Central).- Durante el sexenio de Rafael Moreno Valle y Antonio Gali Fayad como gobernadores de Puebla, el Comité Administrador Poblano para la Construcción de Espacios Educativos (Capcee) utilizó 28 empresas para desviar mil 628 millones de pesos. Este desfalco es investigado por la Auditoria Superior del Estado (ASE) y el Gobierno de Miguel Barbosa Huerta; no solamente involucra a esta dependencia, sino a ocho más: las secretarías de Infraestructura y Transportes, Salud, Finanzas, la SEP, el Conalep, Ceaspue y el Cecyte.

Periódico Central tuvo acceso a la información sobre las irregularidades cometidas desde el Capcee, que señala que los morenovallistas implementaron todo un modus operandi para el desfalco de las arcas del Gobierno estatal.

El modus operandi empezó cuando modificaron las atribuciones del Capcee, desde el decreto de creación el cual, en su origen establecía que su fin era construir y rehabilitar espacios educativos; sin embargo, con los cambios se convirtió en un organismo que construyó diversas obras como: el Tren Turístico Puebla- Cholula, el Museo Regional de Cholula y las Casas de Justicia.

Una vez hecha esa modificación se implementaron dos formas para sacar dinero público: la primera se enfocó en la creación de operaciones simuladas mediante 17 empresas que facturaron ilegalmente al Capcee más de 311 millones de pesos.

La segunda forma para generar daños al erario público del estado de Puebla fue mediante 11 constructoras y Prestadoras de Bienes y Servicios, que tienen en común a los accionistas y representantes legales.

En todas estas operaciones estuvieron involucradas un total de 28 empresas que serán presentadas a detalle en la segunda parte de este reportaje presentado por Periódico Central.

Durante las administraciones de Rafael Moreno Valle y Antonio Gali Fayad, los titulares del Capcee fueron: Diego Corona Cremean, Jesús Rodolfo Coronel García de León, Jorge Benito Cruz Bermúdez y Gustavo Guzmán Fernández.

EMPRESAS QUE RECIBIERON ADFJUDICACIONES DIRECTAS

Las empresas que realizaron contratos ­­­­­­­—la mayoría por adjudicación directa— sobre obras, productos y servicios de los que no se encuentra registro y por los que se pagaron mil 628 millones de pesos destacan:

La empresa Fatpad Proyectos, que recibió 141.4 millones de pesos; Grupo Constructor e Inmobiliario BUHOK, con 118.9 millones de pesos; GRUCECA Constructor Pavimentos y Obra Civil, que ganó 105.2 millones de pesos y Proyecciones en Obra Civil y Carreteras BETA, que obtuvo 436 millones de pesos.

Proyecciones en Obra Civil y Carreteras y Fatapad Proyectos, destacan porque juntas construyeron la ciclovía Hermanos Serdán. La primera también ganó la licitación para la remodelación de la Avenida Juárez.

FACTURAS ILEGALES AL CAPCEE

Fueron un total de 17 las firmas que facturaron 311 millones de pesos, estas fueron identificadas directamente por el Servicio de Administración Tributaria.

Las firmas a través de las cuales se sacaron 311 millones de pesos de las arcas estatales son: Proyectos Vianya, Jawar, Woonter Well, Grubernova, Forum Capelli.

También están Gruemin, Dalelu, Corporativo Fronta, Diversidad de Insumos Gráficos y Hinfra.

DEPENDENCIAS CON CONTRATOS PARA REALIZAR OBRAS

Además de los contratos con el Capcee, estas empresas también prestaron sus servicios y realizaron obras y acciones de las que no existe evidencia física y documental de su entrega en ocho dependencias y entidades del Gobierno del estado, que pagaron más de 272 millones de pesos.

Las dependencias que erogaron el mayor número de recursos son: la Secretaría de Movilidad y Transporte con 175.1 millones de pesos; Salud, 48.2 millones de pesos; Finanzas, 35 millones de pesos y Educación Pública, 7.3 millones de pesos.

Desde el 26 de agosto, el Gobernador de Puebla, Luis Miguel Barbosa Huerta reveló a Periódico Central que pondría a temblar a los funcionarios del Gobierno de Rafael Moreno Valle que estuvieron a cargo de “obras suntuosas”, pues interpondría denuncias en su contra.

Tras su declaración, el 4 de septiembre, el titular de la Secretaría de Infraestructura, Daniel Gámez Murillo reveló que el Gobierno de Puebla ya había dado inicio a las investigaciones por obras fantasmas que hasta ese momento, superaban sólo los 175 millones de pesos.

EL CAPCEE DESVIÓ RECURSOS

Además, la dependencia detectó un modus operandi similar por el pago de equipamiento en escuelas que no fue entregado, hecho que provocaría más denuncias al concluir las investigaciones.

Posteriormente, el 7 de octubre Barbosa Huerta adelantó que fueron 162 escuelas las que se pagaron, pero no se construyeron.

Mientras que el 8 de octubre dio nuevos datos, pues el número de escuelas que detectaron que no fueron construidas se elevó a 170. Además, sin otorgar nombres, dijo que presentó denuncias penales en contra de extitulares del Capcee, por el desvío de recursos a través de proyectos de infraestructura educativa.

EMPLEADOS DE MENOS RANGO FIRMARON DOCUMENTOS

Los extitulares otorgaron facultades para que empleados de menor rango firmaran los documentos, a fin de simular la construcción de espacios educativos y, por ello, ahora han señalado que no son responsables del desvío de recursos con obras fantasmas.

La mayoría del erario que desviaron pertenecía a la administración estatal e incluso, los responsables del desfalco falsificaron certificados para simular la construcción de las 170 escuelas, con el objetivo de obtener la liberación y finiquito de la obra.

Periódico Central publicó que durante las administraciones de Rafael Moreno Valle y Antonio Gali Fayad, cuatro personas encabezaron el Capcee: Diego Corona Cremean, Jesús Rodolfo Coronel García de León, Jorge Benito Cruz Bermúdez y Gustavo Guzmán Fernández.

Al respecto, el 18 de noviembre la Auditoría Superior del Estado (ASE) reveló que inició una investigación sobre los movimientos financieros realizados por el Capcee con sus proveedores, ya que utilizaron facturas falsas para desviar recursos estatales desde el morenovallismo.

El órgano fiscalizador no abundó en detalles sobre los nombres de los implicados o a qué ejercicios se refiere, sólo que darán a conocer los resultados próximamente.

DENUNCIA CONTRA EXTITULARES DEL CAPCEE

En la última declaración del gobernador sobre el Capcee, dada el 19 de noviembre, se evidenció que no fueron 170 obras, sino más de 900 las que se pagaron, pero no se ejecutaron; sin embargo, dijo que los gastos fueron justificados mediante facturas falsas y operaciones simuladas.

Añadió que las denuncias ya fueron interpuestas ante la Fiscalía General del Estado (FGE), en contra de los titulares y otros servidores públicos de las áreas administrativas que conformaban el comité.

La Secretaría de Infraestructura se ha encargado de levantar actas en los sitios donde se llevarían a cabo las obras educativas con presupuesto del estado y que nunca fueron ejercidas.

(Tomado de Periódico Central y SinEmbargo)