Foto: Archivo
Repentinamente el hombre comenzó a ahogarse, aunque luego se confirmó que no fue esa la razón de su deceso

Saltillo.- La familia Estrada del ejido Los Llanos de la Unión por el camino a Palma Gorda se encontraba disfrutando de su humilde cena de navidad, cuando repentinamente la inesperada e inoportuna visita de la muerte llegó a su pequeña casa, pues don José Carmelo Estrada Nuncio, de 59 años, perdió la vida cuando estaba probando la cena. 

Los familiares comentan que estaba sentado y mientras pasaba bocado comenzó a ahogarse, intentaron ayudarlo y no podían pues además él estaba en una silla y no podían levantarlo pues hace poco le amputaron una pierna a consecuencia de la diabetes. 

Pensaron en un principio que el motivo puedo haber sido atragantamiento, pero al momento en que ocurrió eso cerca de Las cero horas del 25 de diciembre, llamaron al Sistema de Emergencias 911 y se trasladó al lugar una ambulancia de Bomberos de la estación sur. 

 

Al llegar valoraron a José y se percataron que ya no presentaba signos vitales, pero también se dieron cuenta que no fue por la comida sino que debido a que ya presentaba algunas enfermedades, le pudo haber ocasionado un infarto fulminante. 

Elementos de la Fiscalía General de Justicia del Estado, tomaron conocimiento y después ordenaron que el cuerpo fuera llevado al Servicio Médico Forense para practicarle la necropsia de ley, ya que se tendrá que investigar bien para definir las causas de la muerte.