Foto: Especial
Aunque el cuerpo no tenía huellas de violencia, el hombre frecuentemente sufría accidentes

Un hombre que constantemente se encontraba tirado en las calles en completo estado de ebriedad, ayer fue encontrado sin vida, afuera de una tienda de conveniencia en las calles 16 de septiembre y Aldama, en Parras.

El guardia del lugar dio aviso al sistema de emergencias 911, acudiendo las unidades seguridad pública elementos de Cruz Roja, quienes confirmaron que ya se encontraba sin vida.

El occiso contaba con una tarjeta de Sedesol con el nombre de Ramiro Luna Amaya, tenía  aproximadamente 60 años.

Elementos de la Fiscalía ordenaron el levantamiento del cuerpo y lo trasladaron a una funeraria para realizarle la necropsia.

Trascendió que el cuerpo no contaba con huellas de violencia; sin embargo, era una persona que frecuentemente aparecía con lesiones en las calles de la ciudad.

Apenas la semana pasada sufrió una caída que le causó una lesión en la cabeza.

En aquella ocasión paramédicos de la Cruz Roja intentaron atenderlo, pero él no se dejó y se quedó tirado en el sitio.