Joel García Almaguer (esquina superior derecha) expresó la apertura de Prisma a las propuestas artísticas. / Foto: Archivo.
El recinto cultural ofrecerá dos conciertos esta semana con un costo de recuperación de 120 pesos, el miércoles y viernes a las 20:00 horas

Este miércoles 3 y viernes 5 de julio Sala Prisma será sede de dos conciertos, el primero a cargo de Brami Ensemble, quinteto de cuerdas y clarinete conformado principalmente por miembros de la Orquesta Filarmónica del Desierto mientras que el segundo será una versión de concierto de la ópera Dido y Eneas, por el Estudio de Ópera de Coahuila, quienes el fin de semana pasado estrenaron esta producción.

En entrevista con VANGUARDIA, Joel García Almaguer, administrador del centro cultural, mencionó que el evento del día 3 incluirá piezas de Mozart, Bach, Kovács y Rodé, “y luego el día viernes será Dido y Eneas pero versión concierto, o sea sin el montaje escénico. Es toda la ópera, va a estar el ensamble, el coro, pero sin vestuario, actuaciones y la danza, como un oratorio”.

Señaló que la programación de eventos en Prisma está sujeta, en estos momentos y dada la juventud del lugar, a los contactos con que tanto él como Alejandra López cuentan y la disponibilidad de horario de tales artistas, pero en ocasiones se han dado casos, como sucedió esta semana, que son los mismos creadores los que se acercan para pedir la utilización del espacio, una práctica que García Almaguer menciona le gustaría continuara dándose.

“Nosotros nos hemos guiado a través de los contactos y la gente que empezamos a conocer, pero a través de la página, si alguien tiene una propuesta, nosotros estamos abiertos a considerarlo, porque nuestra intención es que sea un espacio y aunque ahorita trabajamos con los que conocemos por supuesto que me encantaría que llegue el momento en que Sala Prisma por sí misma atrajera personas que les interese presentarse ahí”, comentó.

Sobre el último evento que tuvieron, el concierto del guitarrista Carlos Viramontes el pasado jeuves, expresó que tuvieron buena respuesta del público y contaron con la asistencia de los miembros de la maestría en Gestión Cultural de la UAdeC, quienes dieron su opinión sobre el proyecto de Sala Prisma a sus fundadores para el mejoramiento del lugar.

“Nos dieron muchas recomendaciones y sugerencias desde su perspectiva como gestores culturales y me gustó ese aspecto que no tuvo que ver con el recital pero nos ayudó a nosotros a entender el rumbo que está tomando la sala”, expresó.