La NASA lanzó hoy con éxito el robot "InSight" con destino a Marte desde la base aérea de Vandenberg, en California (Estados Unidos). Foto: AP
Está previsto que "InSight" se pose en Marte en noviembre. La misión durará dos años y tendrá un costo de 650 millones de euros (790 millones de dólares).

La NASA lanzó hoy con éxito el robot "InSight" con destino a Marte desde la base aérea de Vandenberg, en California (Estados Unidos).

El despegue, a bordo de un cohete "Atlas", fue retransmitido en directo por la agencia espacial estadounidense (NASA).

Está previsto que "InSight" se pose en Marte en noviembre. La misión durará dos años y tendrá un costo de 650 millones de euros (790 millones de dólares). Es la primera que despega desde la costa oeste estadounidense hacia otro planeta.

En realidad, el lanzamiento estaba planeado para 2016, pero tuvo que ser aplazado dos años debido a que un instrumento de análisis presentaba una fuga.

"InSight" investigará el flujo de calor de Marte y medirá los temblores que se produzcan durante terremotos. Los investigadores confían en lograr nuevos conocimientos sobre Marte y también sobre la formación de la Tierra.

Al contrario que los rover como el "Curiosity", "InSight" no puede desplazarse por la superficie marciana. Se mantendrá estacionario en un punto y allí investigará las funciones vitales del Planeta Rojo.

Para medir la temperatura (flujo de calor), el Centro Aeroespacial Alemán (DLR) desarrolló un aparato que perforará automáticamente hasta cinco metros el suelo de Marte para tomar mediciones a distintas profundidades.

"La misión 'InSight' cumple un ansiado deseo de los investigadores planetarioas: contar con un observatorio geofísico en un planeta similar a la Tierra", explicó Tilman Spohn, del DLR, en un comunicado. "Marte es un objetivo ideal: se puede llegar bien y es un objeto ideal de comparación con la Tierra", agregó.