AP
Los problemas en el club parisino están rebasando sus intereses futbolísticos.

El delantero brasileño del PSG, Neymar Jr., ha sondeado la posibilidad de regresar al Barcelona, club que abandonó el pasado verano, y así se lo hecho llegar al club por medio de jugadores, ejecutivos y un directivo, según una información publicada por el rotativo barcelonés “Mundo Deportivo”.

La transacción se convirtió en la más cara de la historia, luego de que el Paris pagó al Barsa 222 millones de euros.

Los contactos del delantero se produjeron antes de la eliminación europea a manos del Real Madrid y su deseo sería regresar al club azulgrana en junio de 2019, aunque desde algunos sectores se considera que el paso del brasileño puede ser “una coartada” antes de aceptar una oferta para firmar en el futuro por los Merengues.

Los argumentos utilizados por Neymar para justificar su deseo de regresar se basan en admitir que se “obsesionó erróneamente” en buscar su propio espacio, lejos de la sombra de Leo Messi, que se mareó con el potencial económico del PSG, que añora un vestuario sin tensiones como el azulgrana, que no pensaba que el nivel futbolístico de la Liga Francesa fuera tan inferior al de la Liga Española y que no esperaba la dureza que se ha encontrado en los terrenos de juego franceses.

Pese a los deseos del brasileño, el rotativo barcelonés aclara que “el regreso de Neymar no está sobre la mesa” y recuerda que club y jugadores aún tienen pendiente un litigio judicial.

Neymar y Messi siempre tuvieron una excelente relación cuando jugaban juntos en el Barsa/AP

NO ENTRA EN PLANES

Por su parte el técnico del Barcelona, Ernesto Valverde, no ha querido hacer ningún comentario sobre una información al respecto, porque le parece una hipótesis.

“Lo de Neymar me parece una teoría que no sabemos de dónde ha salido ni dónde va a terminar”.

“No podemos hablar de rumores”, ha dicho el entrenador del Barsa en rueda de prensa.

PELEA CONSTANTE

También se ha manejado el rumor de que el otro atacante del París Saint-Germain, el uruguayo Edinson Cavani busca abandonar el club francés a partir de la próxima temporada, cansado de estar a la sombra del brasileño, informó el diario “Le Parisien”.

El jugador, máximo goleador de la historia del PSG, ha hecho saber a su entorno que no se encuentra cómodo en un club que ha decidido construirse sobre la figura de Neymar.

Los dos delanteros no se entienden ni dentro ni fuera del campo, una animadversión que quedó clara en la disputa que mantuvieron sobre el responsable de tirar los penaltis, que no dudaron en escenificar dentro del campo.

La prensa no 'ha comprado' una buena relación entre el carioca y el uruguayo/AP

Según “Le Parisien”, ese caso acabó por convencer a Cavani de que no tiene el mismo tratamiento del club que su compañero, que recibió más apoyo.

El divorcio quedó más patente unos meses más tarde, cuando el uruguayo volvió con dos días de retraso de las vacaciones navideñas y el clan brasileño le criticó profundamente.

Convencido entonces de que el PSG apuesta por Neymar, Cavani fue madurando la decisión de abandonar el club, en el que ya no se siente cómodo.

El jugador había recuperado la sonrisa en París después de que en la pasada temporada la salida del sueco Zlatan Ibrahimovic le convirtiera en el “9” del club, su puesto preferido.

Un cambio que se notó en su rendimiento, 49 goles en la temporada, que llevaron al PSG a renovarle su contrato hasta 2020 y convertirle en el jugador mejor pagado del club, 18 millones brutos por temporada.

Pero la llegada de Neymar cambió todos los elementos y Cavani se siente menos que el brasileño, sobre quien se soporta todo el proyecto deportivo.

Ibrahimovic y Cavani nunca tuvieron una buena relación en el PSG/AP

ENEMIGO ÍNTIMO

El uruguayo contaba con un aliado en el club, según “Le Parisien”, el entrenador, Unai Emery, pero la relación entre ambos también se ha enfriado.


El técnico no le apoyó en el asunto de los penaltis y su cambio en la Ida de los Octavos de Final de la Champions League en el Santiago Bernabéu acabó por distanciarles.

La identidad del nuevo entrenador puede pesar sobre la decisión de Cavani de abandonar el club, señala el rotativo, pero todo apunta a que los propietarios cataríes consultarán a Neymar más que al uruguayo.

Al parecer, la directiva parisina sólo toma los consejos del exjugador de Santos para cualquier dirección técnica/AP

El “Matador” no es prioritario para el club, que necesita vender jugadores para equilibrar sus cuentas y escapar así de una sanción de la UEFA por contravenir el equilibrio financiero.

Además, el tridente Mbappé-Cavani-Neymar no funciona, como quedó claro en el juego ante el club Merengue, y en eslabón más débil de los tres es el uruguayo.

Los aficionados no se acoplan al tridente millonario francés/AP

Y ante los rumores de la salida de Cavani y el 'crack brasileño, han sonado nombres para suplir a Emery como los de Antonio Conte, Massimilano Allegri, Carlo Ancelotti, Mauricio Pochettino y Luis Enrique.

El principal apoyo del uruguayo reside en la grada, donde el público le aclama en cada partido, un sustento que puede quebrarse si finalmente expresa su voluntad de alejarse de las orillas del Sena.

La salida de Emery cada día suena más latente/AP