Solo por este fin de semana olvídate de los correos, los pendientes, la impresora y todos aquellos terrores de la oficina, hoy tienes el fin de semana largo. ¿Qué vas a hacer?

Arteaga
Un bello paisaje boscoso que disfrutas a pocos kilómetros de Saltillo. Se trata de Arteaga ‘la Suiza mexicana’. Por su legado multicultural y la belleza de sus construcciones y paisajes, Arteaga fue agregada a la lista de Pueblos Mágicos de México en 2012.

Qué visitar
- La Alameda Venustiano Carranza.
- La Presidencia Municipal, construida en 1577. Alberga un mural que retrata a Venustiano Carranza.
- La Casa Carranza, donde el Ejército Constitucionalista redactó su primer manifiesto; actualmente, es la sede del Archivo Municipal donde está ‘La Chuza’, una antigua mesa de juegos.
- El Templo de San Isidro Labrador, santo patrono del pueblo.
- Vale la pena visitar los viñedos y las bodegas de Los Cedros, Huachichil y Cofradía del Viento.

Qué comprar
Licores de frutas, especialmente los de membrillo y de manzana; pan de acero y pay de manzana.

Cuatro Ciénegas
Las extensas Dunas de Yeso de este Pueblo Mágico comparten el paisaje con ríos de agua transparente, lo que sumado a su clima cálido de 22 grados te da la sensación de encontrarte en otro planeta.
Declarado Área Natural Protegida en 1994, Cuatrociénegas ocupa cerca de 85,000 hectáreas de biodiversidad que se ha mantenido casi sin cambios durante los últimos 11,000 años, lo que le ha dado el título de ‘la Galápagos mexicana’.

Qué visitar
- La Poza Azul, la de Las Tortugas, La Becerra, El Mezquital y El Mojarral. Hay palapas para descanso, senderos, plataformas de observación y guías.
- Las Playitas es un balneario natural en medio del desierto, rodeado por una finísima y brillante arena blanca.
- La meseta de San Marcos, en ella se encuentran los resabios de las Minas de Mármol, que a primera vista parecen las ruinas de alguna ciudad griega antigua por los grandes bloques.
- La Reserva de Cuatrociénegas un lugar donde puedes visitar la Parroquia de San José, admirable templo bicentenario de estilo neoclásico.
- El Museo Venustiano Carranza, una antigua casona del siglo XIX donde habitó el ex presidente revolucionario.
- Las bodegas Vitali y Ferriño, desde mediados del siglo XIX, para pasar el día entre viñedos y barricas de vino.

Qué comprar
Tazas con imágenes de Cuatrociénegas, esculturas en mimbre y madera de mezquite, lajas, tejas y rebozos pintados a mano, además de una gran variedad de dulces típicos como jamoncillo, ates de frutas, pan pobre (exquisitas galletas hechas con pasas, nuez y piloncillo), quesos, y por supuesto y deliciosos vinos secos que solo pueden conseguirse en sus bodegas.

Parras de la Fuente
Este municipio ha sido cuna de una prodigiosa tradición vitivinícola. En sus viñedos, que incluyen al más antiguo de América, se producen vinos, brandys y aguardientes que les han valido premios nacionales e internacionales. La mezclilla proveniente de Parras de la Fuente ha sido también mundialmente conocida gracias al trabajo de la fábrica La Estrella, que desde 1854 comenzó a exportar sus productos a países como Alemania, Holanda, Italia y Estados Unidos, donde fue utilizada a mediados del siglo XX para los famosísimos jeans de Levi’s, Lee y Calvin Klein. Cerró sus puertas por una fuerte crisis en 2012.

Fiestas y tradiciones
- Aniversario del poblado, el 18 de febrero.
- La celebración del Santo Madero, el 3 de mayo.
- La Feria de la Uva y el Vino, o de la Vendimia, organizada por Casa Madero del primer viernes al tercer domingo cada agosto, y en la que se realiza la molienda de la uva y una danza en honor al dios romano Baco.
- El Festival del Dulce y la Nuez, su principal objetivo es reunir a todos los dulceros de Parras para elaborar un delicioso y enorme dulce de nuez para entrar en el récord Guiness.

Qué visitar
- La Casa de Cultura. Su colección permanente incluye algunas de las pertenencias de Francisco I. Madero, como pinturas y su acta de nacimiento.
- La Casa del Abuelo, que fuera residencia de la familia Madero.
- Los museos Paleontológico y de los Monos. En el primero, se exhibe el primer fósil de dinosaurio completo encontrado en el país, y el segundo muestra una colección de 70 espantapájaros.
- La capilla del Santo Madero.
- Casa Madero. Fundada en 1597. 
- Hacienda San Lorenzo donde se encuentra el Museo del Vino o Enoteca.
- La Hacienda del Marqués que promueve el turismo enológico.
- El Vesubio, que se dedica a producir vinos artesanales y generosos, fue fundada por italianos en 1890.
- El Cañón de la Lima es muy visitado por los amantes de lo extremo, gracias a sus paredes verticales.
- El Campo de Golf Rincón del Montero, fundado en 1957. 20 hectáreas de bellos jardínes, arroyos cristalinos y abundante vegetación.

Qué comprar
- Deliciosos vinos de sus bodegas, vinos artesanales como el Sangre de Cristo.
- Dulces de nuez: bolitas, glorias, rollitos, noras o marquetas.
- Campechanas de pan hojaldrado.
- Pantalones de mezclilla.

Candela

Es un cómodo lugar de descanso y recreación acuática en medio del desierto. Con un clima de entre 20 y 22 grados centígrados, el Corredor Turístico del río Candela es el lugar ideal para quienes buscan un escape. Candela, cuyo nombre se debe a la forma de su cerro similar a una vela, cirio o candela. Tiene una estación de ferrocarriles que aún se mantiene en pie y que da la impresión de ser una fortaleza medieval.

Qué visitar
- La típica plaza Benito Juárez.
- La Parroquia de San Carlos Borromeo.
- El Cerro del Águila y El Frentón, un muro natural donde además de observar el magnífico paisaje puedes practicar rappel y ciclismo de montaña.
- La Hacienda Vidaurri a la que solo puedes subirte en burro o en un vehículo todoterreno y donde puedes admirar un torreón, pinturas rupestres, cañones, cuevas con marcas de balas en sus paredes y un impresionante paisaje que seguro te sorprenderá.
- Cuevas del arroyo El Chapote, apto para practicar kayakismo, y que conduce a las cavernas del Carrizal, hogar de miles de murciélagos.
- La Cueva y el Mirador de los Murciélagos, donde además de escalada y senderismo, se puede contemplar la salida de casi tres millones de murciélagos.
- El balneario Ojo Caliente, con sus aguas termales perfectas para la relajación y el descanso, además de sus propiedades minerales curativas.
- Los Carricitos, las bellas zonas boscosas que rodean a sus manantiales donde puedes nadar en sus albercas o pozas naturales.
- La Presa de Las Higueras es considerada un santuario natural por su exuberante vegetación y sus aguas cristalinas.

Qué comprar
Dulces típicos y panes como los marranitos, baberos, crestas de gallo y los hechos de maíz. Los artesanos de Candela elaboran tejidos y bordados en diversas fibras naturales, como la palma, con la que tejen sillas, fabrican muebles rústicos y hacen llamativos objetos decorativos.

Guerrero
Gracias a su ubicación fronteriza, Guerrero tuvo un papel protagónico en la evangelización católica de Texas. El establecimiento de la Misión de San Bernardo en 1702 trajo consigo a los primeros grupos de colonizadores que partieron hacia el norte del río Bravo y fundaron lo que hoy es San Antonio.

Con un clima preponderantemente desértico y extremoso, Guerrero es también el hogar del majestuoso venado cola blanca.
Los arqueólogos han descubierto que el territorio que ocupa ha estado habitado desde hace aproximadamente once mil años, cuando en la faz de la Tierra aún caminaban los mamuts.

Fiestas y tradiciones
- Bike Fest, un show de más de 200 motocicletas que se presenta en el centro histórico y las calles circundantes del municipio, en noviembre
- Festival Internacional Río Grande, a principios de septiembre.

¿Qué visitar?
- La Iglesia de San Juan Bautista alberga una bella campana fabricada en 1851.
- Las ruinas de la Misión de San Bernardo con sus monjes franciscanos.
- El cementerios del pueblo: puedes visitar extraños sepulcros con ataúdes de varios tamaños y materiales.
- El Parque La Pedrera con albercas que se llenan con el agua de una acequia.
- Lago El Bañadero con extensas áreas verdes. En sus aguas nadan robalos y otros peces, además de la tortuga blanca, la única comestible de las tres especies que viven en este entorno.
- Alguno de los 73 ranchos cinegéticos para cazar codornices azul y blanca, pavorreales, palomas, pecaríes, cerdos salvajes, linces, patos y venado cola blanca. Los ranchos de caza son también lugares perfectos para emprender safaris fotográficos.