Foto: Especial
La Ciudad de México es la entidad con mayor incidencia

CDMX.- Las medidas de confinamiento por la pandemia de COVID-19 se relajaron desde junio, con el inicio de la nueva normalidad, pero la violencia familiar sigue registrando niveles récord.

En octubre, las procuradurías y fiscalías estatales iniciaron un total de 20 mil 590 carpetas de investigación por esta falta al fuero común, cifra que superó las 20 mil 504 de marzo -y que había sido el mes de este año con más casos y con el que inició el confinamiento por el coronavirus.

Según las estadísticas del Secretariado Ejecutivo del Sistema Nacional de Seguridad Pública (SESNSP), de enero a octubre suman 184 mil 462 carpetas indagatorias por violencia familiar, lo que representa un incremento de 3.4 por ciento con respecto a las 178 mil 400 del mismo periodo de 2019.

Octubre está a la cabeza, con 20 mil 590 casos; marzo, 20 mil 504; septiembre, 20 mil 88; agosto, 19 mil 843; julio, 19 mil 603; junio, 18 mil 882; febrero, 17 mil 802; mayo, 16 mil 62; enero, 15 mil 851, y abril, 15 mil 237.

Las entidades con la mayor incidencia de violencia familiar en lo que va de este año son la Ciudad de México, con 22 mil 746 carpetas de investigación; Nuevo León, con 15 mil 170; Estado de México, 13 mil 875; Jalisco, 10 mil 165; Chihuahua, 9 mil 801; Baja California, 9 mil 114; Guanajuato, 8 mil 421, de acuerdo con las cifras del SESNSP.

El Código Penal establece que “comete el delito de violencia familiar quien lleve a cabo actos o conductas de dominio, control o agresión física, psicológica, patrimonial o económica, a alguna persona con la que se encuentre o haya estado unida por vínculo matrimonial, de parentesco por consanguinidad, afinidad o civil, concubinato, o una relación de pareja dentro o fuera del domicilio familiar”.