Fotos: Especial
Aún estás a tiempo: tienes este día para aprovechar el buen fin

Pese a que la evolución en los sistemas de pago ha hecho que cada vez más personas ocupen las tarjetas de crédito y débito como métodos, o incluso opten por el comercio electrónico, México sigue siendo uno de los países en donde más se utiliza el efectivo en el mundo. 

Según estimaciones del Instituto Mexicano para la Competitividad (Imco), 96 por ciento de las transacciones se hace bajo esta modalidad.

No obstante, este método de pago tiene algunos beneficios para los consumidores y empresas. Además, estas ventajas son más visibles durante esta edición del Buen Fin, que culmina hoy.

El coordinador de la Licenciatura de Contaduría y Gestión Empresarial de la Universidad Iberoamericana, Abraham Isaac Vergara Contreras, expuso que para el consumidor uno de los provechos que pueden conseguir es mejores precios.

Sin embargo, dijo, eso va a depender mucho del establecimiento en donde se efectúe la compra porque, generalmente, cuando las personas pagan en efectivo no piden factura, entonces es posible conseguir un descuento mayor.

“Para la economía en general, el uso del efectivo o el uso de crédito es lo mismo, debido a que se está buscando un crecimiento en la producción y en el comercio, lo anterior generaría una reactivación”, refirió el académico.

Pero siempre  hay desventajas

Tanto el coordinador de la Universidad Iberoamericana, Abraham Isaac Vergara Contreras, como el director general de comparaguru.com, Bernardo Prum, explicaron que el método de pago en efectivo también tiene algunos puntos en contra.

El principal es el riesgo de sufrir un asalto o no entrar al Sorteo del Buen Fin, llevado a cabo por el Servicio de Administración Tributaria (SAT) con la finalidad de reembolsar parte de las compras entre los consumidores afortunados, ya que en este acto sólo serán tomadas en cuenta aquellas personas que paguen con tarjeta de crédito y débito.

Los asaltantes están pendientes de ver cómo se realizan los pagos. Si las personas traen efectivo, se vuelven propensas a ser asaltadas, y esto aplica también a las empresas, indicó Vergara Contreras.

Tanto el pago con tarjeta como hacerlo en efectivo son dos métodos muy cómodos para la gente que no tiene mucho control de su dinero y que, a veces, les gana la emoción y compran de más”.
Bernardo Prum, director de comparaguru.com.

Impera aún el pago directo y no a meses

En la edición pasada del Buen Fin, el pago de contado o con tarjeta de débito acaparó el 56 por ciento de los compradores, según una encuesta de Deloitte. El resto de los encuestados (44 por ciento) lo hizo a meses sin intereses con tarjeta bancaria o de tienda comercial, y a crédito, con tarjeta bancaria o de tienda comercial.

Lo anterior se derivó, según Bernardo Prum, director general de comparaguru.com, plataforma que compara diferentes productos financieros, de que hoy en día la gente no tiene una tarjeta de crédito o débito, a pesar de que existen muchas opciones en el mercado.

“Tanto el pago con tarjeta como hacerlo en efectivo son dos métodos muy cómodos para la gente que no tiene mucho control de su dinero y que, a veces, les gana la emoción y compran de más”, comentó Prum.

Por su parte, Vergara Contreras ha identificado que desde que dio inicio este evento las personas han ido preparando sus finanzas, pues saben que existen productos que pueden comprar en estos días y ya identifican cuando realmente es una oferta.

“Creo que sí hay una mejor preparación de las compras en la gente y de ahí esa tendencia; sin embargo, también creo que existe una mayor demanda de compras electrónicas, las cuales se espera que crezcan este año. Considero que seguirán las compras de manera presencial, porque ya es programada, y en algunos casos tiene un beneficio mayor”, consideró.

Así se pagó en 2016:
Creo que sí hay una mejor preparación de las compras en la gente y de ahí esa tendencia (…) considero que seguirán las compras de manera presencial, porque ya es programada”.
Abraham Issac Vergara, coordinador en la Universidad Iberoamericana.

56% DE CONTADO ya sea en efectivo o con tarjeta de débito

44% A MESES O A CRÉDITO con tarjeta bancaria o de tienda comercial

(Con información de El Economista)