Víctima. Juan Carlos Rivera vio de cerca a la muerte, tras la puñalada que sufrió. Foto: Vanguardia/CHRISTOPHER VANEGAS
Con el pulmón perforado terminó Juan Carlos tras ser apuñalado en el pecho, ahora está en terapia intensiva

Entre la vida y la muerte terminó un individuo a quien le perforaron el pulmón, luego de que un grupo de pandilleros afuera de su domicilio.

El grupo de agresores lo esperaba y no dudaron en agredirlo frente a sus familiares, quienes desconcertados solicitaron la ayuda de las autoridades, apoyo que jamás llegó.

EL LUGAR DEL ATAQUE

La agresión se presentó en la calle Jacinto Treviño, en la colonia Nuevo Amanecer, cuando un grupo de pandilleros agredió a Juan Carlos, quien salió solo para toparse con la sorpresa de que lo esperaban con un cuchillo en mano.

Al verlo cerca, el agresor se lo clavó en el pecho, perforándole el pulmón.
Por la tardía reacción policiaca no hay ni pista de los agresores, pero se piensa que los responsables fueron miembros de una banda rival con los que ya había sostenido una riña.

Ahora la familia acudirá a poner una denuncia en contra de quien resulte responsable.

ROBAN A FAMILIA

Volvieron a su hogar, luego de un largo día de paseo, sólo para darse cuenta de que amantes de lo ajeno los habían visitado durante su ausencia, allanando su casa y robando diversos objetos de valor.

Los inquilinos de la vivienda ubicada en la calle Celaya, de la colonia Guanajuato, descubrieron que ni la lluvia detuvo a los hampones, pues estos se introdujeron en el lugar durante el domingo, sacando todas las pertenencias.

El hecho fue reportado a los números del Sistema de Emergencias 911 alrededor de las 7:00 de la tarde.

Los ladrones se apoderaron de dos pantallas de plasma, una laptop, un celular Samsung Galaxy y una videocasetera, todo con un valor cercano a los 30 mil pesos.

El dato
Juan Carlos Rivera se encuentra vivo de milagro, aunque aún no han pasado las horas criticas, por lo que sus familiares se encuentran a la expectativa en el Hospital General, a donde fue llevado por paramédicos de la Cruz Roja.