Foto: Especial
Una perrita de raza Boxer, murió durante el estallido de pirotecnia, sumergida en un ataque de estrés

Argentina. La organización ADAE, que se enfoca en promover la adopción de mascotas, mediante redes sociales reveló que Magui murió en los brazos de su dueño.

Los hechos ocurrieron en Esquel, Argentina cuando una perrita de raza Boxer, murió durante el estallido de pirotecnia sumergida en un ataque de estrés.

Así mismo, Modasjazh dijo a través de las redes sociales que durante la pirotecnia llamaron a varios veterinarios para que atendieran a la mascota pero que ninguno acudió a ayudarla.

“¡Ella era nuestra amada mascota! Se llamaba Magui y acaba de morir. Era viejita y le tenía terror a la pirotecnia. No sabíamos dónde más meterla mientras otros se divertían, ella la estaba pasando muy mal. Le agarró un ataque, llamamos a todos los veterinarios de Esquel para que nos ayuden y ninguno nos atendió”, escribió en la publicación.

“La perra murió en los brazos de mi hijo, rogándome que llame a alguien para que la viniera a auxiliar. Lamentablemente la estamos llorando con el corazón de mis hijos roto y el mío al no poder hacer nada”, expresó.

Por su parte, la organización ADAE manifestó su repudio hacia las personas que utilizan la pirotecnia como diversión sin preocuparse del daño que le provocan a las mascotas.