Genaro García Luna enfrenta, en EU, cargos de conspiración para el narcotráfico y falsas declaraciones. | Foto: Especial
Informes de labores de la SSP de 2006 a 2012 sólo dan cuenta del arresto de dos policías relacionados con la agrupación criminal de Jesús 'El Rey' Zambada, quien testificó contra García Luna y lo acusó de recibir millones de dólares en sobornos

En la lucha contra el narcotráfico durante el sexenio de Felipe Calderón, la Secretaría de Seguridad Pública (SSP) encabezada por Genaro García Luna capturó a siete líderes y operadores trascendentes del cártel de Sinaloa, contra 21 de La Familia/Los Caballeros Templarios; además, 15 del cártel de Juárez, 15 de los Beltrán Leyva/La Barbie y 14 de Los Zetas.

Así lo revelan informes de labores de la dependencia en el sexenio 2006-2012 consultados por MILENIO, que solo dan cuenta del arresto de dos policías relacionados con la agrupación criminal de Jesús El Rey Zambada, quien testificó contra García Luna en Estados Unidos y lo acusó de recibir millones de dólares en sobornos.

Otros cárteles también sufrieron bajas en su estructura de primer nivel, aunque para ese momento ya no eran enemigos de trascendencia para Joaquín El Chapo Guzmán. Del cártel de los Arellano Félix hubo cuatro capturas, entre ellas la de Eduardo Arellano Félix, El Doctor, uno de los máximos jefes del clan; del cártel del Golfo se registraron seis.

La Policía Federal no logró la aprehensión de algún familiar directo de El Chapo, a diferencia de la detención del hijo del extinto Amado Carrillo Fuentes, El Señor de los Cielos, y sobrino de Vicente Carrillo, El Viceroy, entonces dirigente del cártel de Juárez; y la de Carlos Beltrán Leyva, hermano de Arturo, El Barbas, dirigente del cártel abatido por la Marina.

Entre los operativos de mayor impacto de la SSP destacan las capturas de José de Jesús Méndez, El Chango, entonces líder absoluto de La Familia; la de Édgar Valdez Villarreal, La Barbie, principal aliado de los Beltrán, y las de fundadores y operadores de alto perfil de Los Zetas, considerado el grupo criminal más sanguinario.

Las detenciones más relevantes contra el cártel de Sinaloa fueron las de Sandra Ávila Beltrán, La Reina del Pacífico, objetivo de la Administración para el Control de Drogas (DEA por sus siglas en inglés), a quien en México no se le comprobaron todos los delitos y terminó siendo extraditada a Estados Unidos, y la de Víctor Manuel Félix Félix, consuegro y compadre de El Chapo, quien recibió una condena de 14 años en Estados Unidos, que comenzó a correr en 2011 y puede ser reducida.

Destacan también los arrestos de Antonio Mendoza Cruz, El primo Tony, identificado como uno de los hombres más cercanos a El Chapo, y de Manuel Fernández Valencia, La Puerca, a quien designó para retomar el control de la plaza de Jalisco tras la muerte de Ignacio Nacho Coronel.

Asimismo, la captura de José Antonio Torres, El Marrufo, líder de Gente Nueva, brazo armado del cártel de Sinaloa, presunto autor intelectual de la muerte de 18 personas en el centro de rehabilitación El Aliviane, en Ciudad Juárez.

La SSP añadió a esta lista a Teodoro García Simental, El Teo, jefe de sicarios del cártel de Tijuana hasta 2008 y a su hermano José Manuel, El Chiquilín, quienes formaron su propio grupo delictivo y operaban para el cártel de Sinaloa.

De la estructura criminal al servicio de El Rey Zambada únicamente fueron detenidos José Manuel García Ambriz, ex agente de la PF, así como Rafael Rodríguez Pineda, La Oruga, lugarteniente de los estados de México y Morelos.

Por cartel

Entre los 21 que cayeron de La Familia/Caballeros Templarios, están José de Jesús Méndez, El Chango, líder y fundador, requerido por EU; Rafael Cedeño, El Cede; Arnoldo Rueda, La Minsa; Armando Quintero Guerra, El Licenciado, presunto operador financiero de Servando Gómez, La Tuta, y Lourdes Medina Hernández, Lulú, novia de este último.

Del cártel de los Carrillo Fuentes/La Línea/Aztecas, la PF reportó capturas relevantes contra este grupo que en Chihuahua peleaba contra el cártel de Sinaloa: Vicente Carrillo Leyva, hijo de El Señor de los Cielos; Francisco Ramón Escobar Carrillo, sobrino del capo; Fernando Contreras, El Dorado, responsable del coche bomba contra agentes federales, y Arturo Gallegos, 51, líder de Los Aztecas, responsable de la matanza  de Villas de Salvárcar y del asesinato de dos empleados del Consulado de EU.

De Los Zetas destacan Jesús Enrique Rejón, Z-7, fundador y ex militar del Grupo Aeromóvil de Fuerzas Especiales (Gafe), uno de los más buscados por la DEA que ofreció 5 millones de dólares de recompensa; Gregorio Saucedo Gamboa, El Caramuela, también en la mira de EU. Édgar Huerta Montiel, El Wache, quien coordinó el asesinato de 72 migrantes en San Fernando, Tamaulipas.

Del clan de los Beltrán Leyva, Gerónimo Gámez García, primo de El Barbas y encargado de comprar cocaína al cártel del Valle del Norte de Colombia; Jesús Basilio Araujo, El Pollo; Carlos Beltrán Leyva, hermano de El Barbas, y Harold Mauricio Poveda, El Conejo.