Tomada de Internet
Borislav Mikhailov presentará su dimisión luego de que el público hiciera el saludo nazi y los ruidos de simio hacia jugadores de raza negra de Inglaterra

Unas cuantas horas después, agentes de las fuerzas especiales de la policía búlgara allanaron la sede de la federación. No trascendió de inmediato qué buscaban.

Borislav Mikhailov, el arquero de la selección que alcanzó las semifinales del Mundial en 1994, presentará su dimisión el viernes ante el comité ejecutivo de la federación, informó la entidad en un comunicado.

La renuncia del dirigente se da un día después perdió 6-0 ante Inglaterra en las eliminatorias de la Eurocopa 2020 que fue interrumpido dos veces debido a que hinchas en Sofía hicieron el saludo nazi y ruidos de simio hacia los jugadores de raza negra de la selección de Inglaterra.

El primer ministro búlgaro Boyko Borissov condenó la conducta racista de los hinchas de fútbol del país.

"Es inaceptable que a Bulgaria, uno de los países más tolerantes en el mundo, donde pueblos de diversas etnias viven en paz, se le asocie con el racismo y la xenofobia", escribió Borissov en Facebook.

La federación búlgara de fútbol tomó distancia del comportamiento racista.

"Las autoridades del fútbol no pueden asumir la responsabilidad por actos de hooliganismo", dijo el portavoz de la federación, Hristo Zapryanov. "Ahí es donde intervienen las autoridades del gobierne. En muchos otros, como nuestro rival anoche, el Estado ha tomado medidas drásticas para desarticular a los hooligans. Lo único que podemos hacer es condenarlo, pero no tenemos la jurisdicción para investigar a hooligans".

Los hinchas búlgaros han sido sancionados por conducta racista en estas eliminatorias de la Euro 2020, y disputaron el partido ante los ingleses el lunes en un estadio que varias tribunas clausuradas.

En su mensaje, Borissov también pidió que Mikhailov renunciara por la mala campaña del seleccionado. Ordenó al ministro de deportes, Krasen Kralev, no colaborar con Mikhailov hasta que renuncie.

Zapryanov, sin embargo, dijo inicialmente Mihailov no renunciaría. El anuncio de la dimisión se conoció poco después.

Y casi de inmediato, más de 50 policías ingresaron a los despachos de la federación, según la prensa local.

Bulgaria marcha en el último puesto de su grupo de las eliminatorias de la Euro 2020, pero aún puede acceder en los repechajes que se jugarán en marzo.

Mihailov jugó en Inglaterra tras el Mundial de 1994 y fue parte del comité ejecutivo de la UEFA durante ocho años, culminando su gestión en febrero.

La FIFA blinda a las asociaciones nacionales en casos de interferencia gubernamental, imponiendo suspensiones como posible castigo.