Foto: Vanguardia
Víctor Zamora Rodríguez, secretario de Gobierno, dijo que de la totalidad de la población penitenciara en la entidad, el 70% profesa la religión católica

Saltillo.- Con música de mariachi, danzas, reliquias y oraciones, cientos de fieles internos de los Centros Penitenciarios de Coahuila, celebraron su devoción a San Judas Tadeo, como parte de los procesos de reinserción social  y del respeto a la celebración de cultos religiosos al interior de los mismos.

Víctor Zamora Rodríguez, secretario de Gobierno, dijo que de la totalidad de la población penitenciara en la entidad, el 70% profesa la religión católica, motivo por el cual los internos tuvieron la oportunidad de disfrutar de las danzas que ellos ejecutaron y degustar en compañía de sus familiares, de los alimentos ofrecidos en esas instalaciones.

FESTEJOS

“Los festejos son coordinados entre las autoridades penitenciarias y los grupos religiosos que realizan actividades al interior de los centros y organizan oraciones, las tradicionales danzas de matlachines en honor al Santo; mientras que las autoridades del Centro Penitenciario se encargan de la célebres reliquias, la cual consiste en ofrecer alimentos a los participantes de la celebración mediante la modificación del menú diario”, explicó.

Por su parte, el Director de la Unidad Desconcentra de Ejecución de Penas y Reinserción Social, Apolonio Armenta, reafirmó que las actividades religiosas dentro de los Centros Penitenciarios, son un derecho para los internos, quienes pueden ser asistidos por ministros o representantes de la religión que profesen. Estas actividades son en apoyo espiritual de los presos.