René Juárez Cisneros, coordinador de la bancada priista en la Cámara de Diputados | Foto: Cuartoscuro
El diputado René Juárez Cisneros declinó a buscar nuevamente la presidencia nacional del Partido Revolucionario Institucional (PRI), pues advirtió que se avecina una ‘fractura’ en el mismo
A siete días de hacer pública su aspiración, el diputado René Juárez Cisneros declinó a buscar nuevamente la presidencia nacional del Partido Revolucionario Institucional (PRI), pues advirtió que se avecina una “fractura” en el mismo, causada por quienes buscan una “dirigencia a modo” y quienes están traicionando al partido.
"Hoy advierto un grave riesgo de fractura entre quienes quieren entregar el partido al nuevo gobierno y quienes pretenden imponer una dirigencia a modo. No estoy de acuerdo en que sea el dinero el factor determinante para decidir la nueva dirigencia de nuestra organización partidaria; para mí lo más importante es la militancia y la unidad del partido, no seré yo quien abone a su fractura”, señaló.
 
A través de un video difundido este jueves en sus redes sociales explicó que renuncia a su aspiración para dirigir el partido, “pero jamás renunciaré a expresar desde la coordinación del PRI en la Cámara de Diputados todo aquello que pretenda dañar a nuestra militancia”.
"Hermanas y hermanos priistas, les hablo a ustedes que como yo nos sentimos profundamente orgullosos de ser priistas, pero no del PRI y de los privilegios, la arrogancia, la corrupción, la sumisión ante el poder; no de ese PRI que se extravió y abandonó a la militancia, no de ese PRI que se olvidó de los sueños, aspiraciones y reclamos de la gente”, dijo.
 
Juárez Cisneros se comprometió a defender el derecho de la militancia decida con su voto el futuro del partido en una futura elección de su líder nacional.