Foto: Especial
El anfitrión (3-1) pasó a la final del torneo caribeño, eliminando a República Dominicana

CIUDAD DE PANAMÁ - Puerto Rico se despidió ayer de la Serie del Caribe sin ganar un partido en cuatro apariciones después de ser blanqueado 1-0 por los locales Toros de Herrera en el Estadio Nacional Rod Carew.

Con el resultado, el anfitrión (3-1) pasó a la final del torneo caribeño, eliminando a República Dominicana (3-1) por diferencia de carreras, y se verá con los Leñadores de Las Tunas de Cuba el domingo a las 5:30 p.m. (hora local).

 

Será un partido de campeonato entre organizaciones invitadas al certamen, que no reciben una premiación monetaria.

 “Tuvimos la oportunidad de ganar los cuatro partidos. En dos de ellos no pitchamos y en los otros dos no bateamos. Hay que darle crédito al equipo de Panamá. Hicieron un trabajo excelente. Movimos todas las fichas que pudimos. Hice un mitin después de juego y le di gracias (a los jugadores) por el esfuerzo. Nunca se quitaron y nunca se fue el ánimo. Qué más puedo decir”, expresó Carmelo Martínez, dirigente de los Cangrejeros.