Foto: Especial
Legisladores dan el sí a Ricardo Ahued como titular de la Administración General de Aduanas, dependiente de la Secretaría de Hacienda y Crédito Público

Por mayoría, la Tercera Comisión de la Permanente ratificó a Ricardo Ahued como titular de la Administración General de Aduanas, dependiente de la Secretaría de Hacienda y Crédito Público.

"El ser ratificado por esta honorable representación para mí deberá simbolizar un noble compromiso. Por una parte el que implica ante el poder Ejecutivo pero también el que tendré ante esta digna representación y que por ningún motivo habré de defraudar, ya que para ya que para el suscrito significa un altísimo honor", dijo durante la comparecencia ante diputados y senadores en la que rindió su plan de trabajo.

Aseguró que su administración será facilitadora del comercio y combatirá el abuso y la corrupción.

"Considero que la aduana no solamente es frontera, es comercio, recaudación, facilitación, control, seguridad, salud, progreso y es turismo para México. Hay que recordar que entre los años 80 nuestra economía era mayormente proteccionista lo que conllevó a mecanismos como la sustitución de importaciones e imitando el actor de las aduanas y actividades de control inspección y revisión. Al no tener apertura al comercio exterior se provocaba que los mexicanos tuviéramos poca gama de productos para escoger y pocos precios para comprar. Poco se importaba y mucho de lo que se fabricaba en el país no era tecnología precisamente y no era tecnología de punta", abundó.

Ahued Bardahuil recalcó que la construcción del producto interno bruto nacional tiene más de un 65% algún componente relacionado con el comercio exterior, por lo que la aduana mexicana recauda el 70% del ingreso al valor agregado. También expuso que en 2018 las exportaciones alcanzaron 450 mil millones de dólares mientras las importaciones rebasaron los 464 mmdd.

Ricardo Ahued prometió analizar el marco jurídico regulatorio y y dotar de fortaleza, equilibrio y seguridad al despacho aduanero del país cuando siempre a la agilización del comercio y protección a la industria nacional y el comercio establecido.

"En caso de contar con su ratificación, asumiré la administración general de aduanas consciente de que es una de las dos administraciones generales que integran el servicio de administración tributaria, con las cuales trabajaré coordinadamente para alcanzar las metas e indicadores de manera conjunta y transversal, establecido dentro de esta institución. Lo haré bajo el liderazgo de la doctora Margarita Ríos Farjat, jefa del Servicio de Administración Tributaria, una profesional honorable y capaz, quien merece toda mi admiración y le manifiesto que trabajaremos hombro con hombro para lograr la transformación que el pueblo de México merece y espera", remató el morenista.

Pero los legisladores de oposición manifestaron suspicia por la aptitud y experiencia de Ahued Bardahuil, pues se trata de un cargo sumamente especializado.

"A pesar de que usted no tenga título de licenciatura, ¿se siente con la experiencia y la capacidad para desempeñar estas atribuciones? Tiene usted una experiencia política que aquí ya ha sido mencionada como ex alcalde de Xalapa, como diputado local, como  diputado federal y ahora recientemente como senador; pero estas atribuciones requieren de una formación técnica y de un conocimiento especializado, que puede ser obtenido o bien por la academia o bien por la experiencia, por eso la pregunta puntual" cuestionó el diputado Tonatiuh Bravo.

"No ponemos en tela de juicio la calidad humana ni las buenas intenciones. Lo que aquí está en juego es si se cuenta o no con la preparación y experiencia para desempeñar la función que le será encomendada como administrador general de aduanas del Servicio de Administración Tributaria de la Secretaría de Hacienda y Crédito Público. No se trata de una posición quisquillosa, lo que se pretende es que desde este momento seamos capaces de vislumbrar las implicaciones que podría conllevar un inadecuado proceso de ratificación (…) Este no es un puesto de representación popular, es un cargo que requiere preparación de alta especialización con una inmensa responsabilidad", abundó la diputada Verónica Sobrado.

Sobrado Rodríguez recalcó que a cada uno de los empleados se les exige para ingresar a la institución contar con una licenciatura para desempeñar puestos operativos de confianza; aprobar exámenes de conocimientos técnicos y operativos; aprobar exámenes de capacidades de liderazgo y manejo de situaciones de crisis entre otros; aprobar pruebas psicológicas, toxicológicas y de polígrafo.

"Retomo la pregunta: ¿Realmente considera que es correcto que el titular no cubra el perfil, al no tener licenciatura, mientras el resto de los trabajadores les es exigido para ingresar, permanecer o aspirar a un incremento salarial?", Insistió la panista.