Destacable. La labor que realiza don Aldegundo Garza en favor de las aves, fue reconocida por la Fundación Mexicana de Conservación de la Naturaleza. JORDI SIFUENTES
El recinto cultural fue fundado hace 26 años

El enfrentamiento entre el poder económico y la conservación de nuestros recursos naturales es cada vez más intenso, por eso las asociaciones que defienden e investigan la biodiversidad tienen un gran mérito, pues luchan por algo que si se pierde jamás vamos a poder recuperar. La Fundación Mexicana de Conservación de la Naturaleza (FMCN) reconoció al Museo de las Aves de Saltillo por este trabajo.

“Particularmente el reconocimiento a la labor que el Museo ha hecho a lo largo de sus 26 años en cuanto a conocimiento y conservación de nuestros recursos naturales. La misión del Museo, que es con la que inició y la mantiene hasta el día de hoy, es muy sencilla: es conocer para valorar y conservar”, indicó el presidente y fundador del Museo de las Aves, don Aldegundo Garza, quien inició su colección de aves desde que tenía 7 años.

En la reunión en la Ciudad de México, el especialista expuso programas y actividades que el Museo ha realizado en más de dos décadas de operación. El consejo de la FMCN además de condecorar a Adelgundo Garza, destacó la labor del museo en la comunidad saltillense y su prestigio internacional, pues no existe otro recinto igual.

“No hay otro igual, no hay otro país que haya dedicado un museo específicamente a dar a conocer las aves que existen en su territorio”, comentó.

ARCHIVO

‘LA CONSERVACIÓN ES UNA LUCHA PERMANENTE’’

Pero ¿por qué es importante conservar y estudiar las aves si hay niños y familias que pasan hambre y no tienen resueltas sus necesidades básicas?, es una pregunta que le han preguntado con frecuencia a don Aldegundo.

“Muchas veces esas necesidades existen porque no administramos bien los recursos naturales. Cuando administramos bien los recursos naturales, no tiene por qué haber tanta hambre o enfermedad, porque el aire es más puro, el agua más limpia y abundante, los alimentos también. Y una forma de cuidarlos es conocer y conservar las aves, porque estamos conservando selvas, bosques, desiertos, costas, mares, manglares, ríos, lagunas, estamos conservando todo porque las aves ahí viven”, respondió.

Y el escenario en México es aún más interesante, pues en nuestro territorio viven más especies de aves que en Estados Unidos y Canadá. “Entre los dos países juntos apenas tienen un 60 ó 65 por ciento de las especies de aves que hay en México”, aclaró.

Las aves están donde ellas quieren, donde ellas viven bien, por eso es importante conocerlas y preservar su hábitat”.
Aldegundo Garza de León, presidente y fundador del Museo de las Aves

“Las aves están donde encuentran su subsistencia, donde hay alimento, donde tienen manera de vivir y de reproducirse, no necesitan pasaporte ni visa ni permisos de nadie, no reconocen límites geográficos, las aves están donde ellas quieren, donde ellas viven bien”, por eso es importante conocerlas y preservar su hábitat, para conservar la biodiversidad y alcanzar un nivel de vida más sano para las personas.

El lema de don Aldegundo Garza es: “Cuidar los recursos es cuidar el género humano”. Suena fácil, pero la realidad es que las asociaciones y activistas están en pugna permanente para frenar el desastre climático que provocan nuestras actividades, desde las cotidianas, como la producción masiva de plásticos y la destrucción de hábitats por grandes corporaciones.

Aldegundo Garza de León, presidente y fundador del Museo de las Aves. JORDI SIFUENTES

“El problema está en que la conservación es una lucha permanente, por eso también el mérito de estas instituciones, entre el dinero y la ecología, y todos sabemos quién va a ganar”.

Por eso el mérito y la necesidad de que estas asociaciones, como el Museo de las Aves y el Fondo Mexicano de Conservación de la Naturaleza, institución con 25 años de trabajo y una de las más importantes a nivel nacional, mantengan sus actividades por conservar y estudiar la biodiversidad.