Archivo
Fueron contratados siete meses a través del Sistema Nacional de Empleo por la empresa norteamericana Lipman Producer

Para 56 campesinos oaxaqueños el "sueño americano" no se ha desvanecido con el endurecimiento de las políticas migratorias del gobierno de los Estados Unidos.

Fueron contratados siete meses a través del Sistema Nacional de Empleo por la empresa norteamericana Lipman Producer para la cosecha de tomate en Miami, Florida.

Romel de la Rosa es uno de los 56 seleccionados. Él trabajaba en la población de Aguas Calientes del Istmo de Tehuantepec en Oaxaca.

Por día ganaba 150 pesos cosechando maíz y ajonjolí, pero la sequía extrema que se vive desde hace tres años en esta zona sólo le dejó unas cuantas mazorcas.

Ahora parece que todo cambiará porque en Florida ganará en dólares.

"Aquí por día gano 150 pesos desde las cinco de la mañana o seis hasta las seis de la tarde y allá me van a pagar por hora 13 dólares y allá a la semana son como ocho mil pesos y aquí no son ni mil pesos por toda la semana que trabaje", aseveró el campesino oaxaqueño.

Su sueño es construir su propia casa para su esposa Maricela y su hija de dos años.

Jairo Ramírez es otro de los seleccionados, junto con Romel, sólo acude a sus parcelas a reacomodar los cercos y cuidar sus animales.

Jairo, sabe la ventaja de migrar con papeles y sin la etiqueta de ilegal:

"Mucho es la ventaja porque sabe la familia que salimos de la casa y sabe que vamos a regresar no se preocupa que nos puedan matar en el camino el coyote, de eso no se preocupa la familia por eso está contenta".

De acuerdo con la coordinadora del Servicio Nacional de Empleo en Oaxaca, Grisel Valencia, este grupo de oaxaqueños comenzó a viajar desde el pasado sábado a los Estados Unidos.

"De manera legal y ordenada con todos los beneficios, con alojamiento por parte de la empresa lo único que pagarían ellos es su alimentación", precisó la funcionaria.

Y por siete meses dejarán sus campos áridos para cosechar y ganar lo que aquí se les negó.