Foto: Archivo
“Los operativos antialcohol siguen funcionando. El 24 de diciembre y el 1 enero es muy probable que sigan en función pero con la tolerancia de si va con ligero aliento alcohólico sólo va a recibir una amonestación, ya que si hay situaciones más graves, sí procederemos a sanciones drásticas”, explicó el subdirector.

Ante la aproximación de las fiestas decembrinas, el subdirector de la Dirección de Tránsito y Vialidad, Benito Gutiérrez, afirmó que los operativos antialcohol se agudizarán durante el fin de semana.

“Los operativos antialcohol siguen funcionando. El 24 de diciembre y el 1 enero es muy probable que sigan en función pero con la tolerancia de si va con ligero aliento alcohólico sólo va a recibir una amonestación, ya que si hay situaciones más graves, sí procederemos a sanciones drásticas”, explicó el subdirector.

De Igual manera puntualizó la importancia de implementar este tipo de acciones que tienen un cambio visible entre la población con la disminución de accidentes viales.

En cuanto a los lugares en donde colocarán los retenes antialcohol, Gutiérrez señaló que se ubicarán de manera aleatoria en distintos puntos para combatir los “avisos” que algunos ciudadanos emiten a través de redes sociales para alertar a quienes manejan alcoholizados.  


Blindan zona centro 

Benito Gutiérrez agregó que además de los operativos en las vialidades, la Policía Municipal armó operativos en distintas zonas de Saltillo para combatir los robos durante la temporada navideña.

“Desde el mes de noviembre tanto de Preventiva como de Tránsito y Vialidad, se están implementando ya los operativos para estar blindando la zona centro y periferia para evitar robos por la época de Navidad”, compartió el funcionario, asegurando que agregaron más personal y patrullas con el fin de agilizar vialidades, así como monitorear negocios. 

“También estamos operando muy cerca con los comerciantes, intercambiando incluso los teléfonos celulares para tener mayor contacto con la población y tener reacción más rápida”, concluyó.