Foto: Omar Saucedo/VANGUARDIA.
El tenor ya está en Saltillo, ensayando con la Orquesta Filarmónica del Desierto, para el concierto que ofrecerá este próximo 24 de junio

El regreso a los escenarios de Fernando de la Mora —después de más de un año de estar lejos del público— está casi listo y con altas expectativas. El concierto “Homenaje a Manzanero y otros compositores mexicanos” que ofrecerá junto a la Orquesta Filarmónica del Desierto este jueves 24 de junio a las 20:30 horas ya tiene boletos agotados para su función presencial; tal es el interés por escucharle interpretar estos clásicos.

Así lo dio a conocer el propio tenor en rueda de prensa este lunes, acompañado por Ana Sofía García Camil, Secretaria de Cultura del Estado, así como por Lauro Cortés, presidente del Patronato de la Orquesta Filarmónica del Desierto (OFDC) y por Natanael Espinoza, director de la OFDC.

Si bien, como mencionó Espinoza, aún quedan algunas locaciones disponibles, prácticamente el aforo disponible —reducido al 50 por ciento— del Teatro de la Ciudad Fernando Soler está lleno, aunque aún existe la alternativa de la transmisión en línea, que se realizará de manera simultánea y que han pulido a lo largo de sus últimas presentaciones durante esta temporada.

“Esta pandemia nos ha hecho reflexionar y nos ha hecho voltear a las cosas importantes de la vida y reinventarnos”, comentó por su parte De la Mora, “estoy muy feliz de estar en Saltillo, También destacó sus colaboraciones y amistad con Armando Manzanero, de quien interpretará algunos éxitos —sumados a otras piezas autores mexicanos como María Grever—.

“Armando era un tipo que no paraba”, recordó, “era un hombre que tenía 87 años y no parecía, tenía un alma de jovencito. Cantaba más conciertos que yo al año y estaba encima del escenario. Su objetivo no era ganar dinero, que lo hacía, su objetivo era emocionar, llevar el mensaje de amor a la gente”.