El presidente del Gobierno en funciones y candidato socialista a la reelección, Pedro Sánchez (i) y Vladimir Putin (d) presidente de Rusia. Fotos: EFE/AP
Mientras que Rusia pide a las fuerzas políticas de Bolivia a actuar "con sensatez" para hallar una salida constitucional a la crisis, El Gobierno español condenó la actuación de las Fuerzas Armadas y la Policía del país andino.

Rusia dijo que la violencia en Bolivia siguió "un patrón de golpe de Estado" que llevó a la renuncia del presidente Evo Morales, e instó a las fuerzas políticas del país andino a actuar "con sensatez" para hallar una salida constitucional a la crisis. 

"Preocupa profundamente (...) que la disposición del Gobierno (boliviano) a buscar soluciones constructivas a base del diálogo haya sido arrollada por el desarrollo de los acontecimientos, que siguieron un patrón de golpe de Estado", señaló en el Misterio de Asuntos Exteriores ruso en un comunicado.

Moscú hizo un llamamiento a todas las fuerzas políticas de Bolivia a actuar con "sensatez y responsabilidad y a hallar una salida constitucional a la crisis en aras de la paz, la recuperación de las instituciones y la observancia de los derechos de todo los ciudadanos".

"Confiamos en que este enfoque responsable será compartido por todos los miembros de la comunidad mundial, los vecinos de Bolivia, los países influyentes de fuera de la región y las organizaciones internacionales", concluyó Exteriores.

Morales anunció su dimisión este domingo en una comparecencia televisiva durante la cual lamentó un "golpe cívico" y que la Policía se hubiera replegado a sus cuarteles en los últimos días.

Reiteró sus acusaciones contra el expresidente del país Carlos Mesa (2003-2005) y el opositor Luis Fernando Camacho de instar un golpe de Estado para obligarlo a abandonar el poder y les pidió que "no maltraten" a los bolivianos y les "dejen de patear".

Bolivia estuvo inmersa en una grave crisis desde que el día siguiente de los comicios generales del pasado 20 de octubre.

Al menos tres personas han muerto y 421 han resultado heridas desde entonces en enfrentamientos ente partidarios y detractores del mandatario Morales, según datos de la Defensoría del Pueblo de Bolivia. 

España condena la intervención de militares y Policía en Bolivia

El Gobierno español condenó s la actuación de las Fuerzas Armadas y la Policía en Bolivia, al considerar que su acción distorsionó el anuncio de Evo Morales de que repetiría las elecciones y forzó la dimisión del presidente de ese país.

"España condena que el proceso abierto ayer hacia una nueva convocatoria electoral se haya visto distorsionado por la intervención de las FFAA y de la Policía sugiriendo a Evo Morales que presentara su renuncia", señaló un comunicado del Ministerio de Exteriores español.

A consecuencia de esa petición, Morales renunció un poco más tarde. "Esta intervención retrotrae a momentos ya pasados de la historia latinoamericana", recalcó el Gobierno español. 

Además, España hizo un llamamiento este lunes a los actores políticos de Bolivia a "superar a la mayor brevedad" el actual vacío institucional al frente del Ejecutivo y del Legislativo y a evitar el recurso a la violencia.

"Es urgente garantizar la seguridad de todos los bolivianos", la sociedad civil y los actores políticos de todo el espectro, "incluyendo al propio expresidente Evo Morales, sus allegados y los miembros de su administración", señaló el comunicado. 

Por ello, España pidió a todos los actores políticos bolivianos "trabajar por vías institucionales y pacíficas para hacer posible la convocatoria de unas nuevas elecciones a la mayor brevedad".

Se trata de "superar a la mayor brevedad el actual vacío institucional al frente del Ejecutivo y del Legislativo de acuerdo con los procedimientos constitucionales" y de "evitar el recurso a la violencia", recalcó la nota. 

Este pasado domingo, y por consejo de la Organización de Estados Americanos (OEA), Morales anunció la convocatoria de esas nuevas elecciones y la designación de nuevos miembros del Tribunal Supremo Electoral.

El Gobierno español celebró inicialmente esa nueva convocatoria y animó "a todos los actores políticos bolivianos a trabajar por vías institucionales y pacíficas", por lo que la posterior acción de las Fuerzas Armadas y la Policía supuso para Madrid una distorsión del nuevo proceso electoral que debía abrirse.

EFE

Agencia de noticias internacional fundada en Burgos el 3 de enero de 1939. El entonces ministro del Interior, Ramón Serrano Suñer, impulsó la creación de la agencia, en la que participaron activamente: José Antonio Jiménez Arnau, Manuel Aznar Zubigaray y Vicente Gállego.